Es una de las imágenes que en tan solo una semana de la invasión rusa en Ucrania se ha convertido en viral en la red. Es la realizada por el fotoperiodista sueco Paul Hansen, que narra el duro éxodo que tienen que sufrir al huir de su país, que rompe familias ucranianas.

La imagen captada por Hansen fue portada del diario sueco 'Dagens Nyheter' y fue muy compartida en las redes sociales. El fotógrafo ha explicado en su Instagram la historia que hay detrás de la instantánea.

En ella, se ve el brazo del padre de un bebé, llamado Taras, que se queda en Ucrania. Él está afuera del tren, despidiéndose entre lágrimas de su hijo, Matviy y su mujer, Kristina, que ha escrito el dibujo de un corazón en la ventana de la puerta del tren, que parte hacia Polonia.

Taras, como todos los hombres de entre 18 y 60 años, no pueden salir de Ucrania ya que están llamados a ir a luchar al frente contra los rusos.