Un bebé de tres meses falleció este pasado jueves 16 de junio después de permanecer varias horas en el interior del coche de sus padres en Upper Saint Clair, ubicado en el condado de Allegheny en el estado de Pensilvania (EE UU).

Al parecer, los progenitores del pequeño aparcaron el vehículo en el exterior de su domicilio y se olvidaron a su hijo dentro. El menor no recibió ayuda hasta la llegada de la Policía, que recibió una llamada alertando de lo que ocurría en las primeras horas de la tarde, informa Fox News.

Cuando los agentes se personaron en el lugar, encontraron al bebé inconsciente, recoge CBS, y aunque los servicios médicos trataron de reanimarlo no pudieron hacer nada para salvar su vida y finalmente confirmaron su muerte.

Ese día los termómetros marcaron en la localidad una temperatura máxima que superaba los 30 grados, según los datos del Servicio Nacional de Meteorología.

Por el momento no se ha arrestado a los padres ni se han presentado cargos contra ellos, aunque la Unidad de Homicidios de la Policía de Allegheny está investigando el suceso revisando las cámaras de seguridad de la zona, así como los datos del ordenador del coche con el objetivo de determinar el tiempo exacto que el menor estuvo en el coche.

El teniente Venerando Costa ha confirmado que las autoridades se encuentran a la espera de que la autopsia revele las causas del fallecimiento del niño para tomar medidas.