Misil de Corea del Sur. | Europa Press

Un misil balístico lanzado por las Fuerzas Armadas de Corea del Sur y Estados Unidos durante la madrugada de este miércoles que iba en dirección al mar de Japón ha fallado y se ha estrellado en la base militar de la ciudad de Gangneung, a 150 kilómetros al este de Seúl. El misil Hyunmoo-2 lanzado por las tropas surcoreanas habría emprendido un vuelo «anormal» provocando finalmente un accidente que ha sido sentido por los vecinos de Gangneung, que se han sorprendido por un repentino incendio en la base militar, según ha informado Yonhap.

El artefacto estrellado, lanzado junto con otros tres misiles, había sido lanzado conjuntamente por Corea del Sur y Estados Unidos hacia el mar de Japón en respuesta al misil que Corea del Norte lanzó el martes sobrevolando el territorio japonés. «Después del accidente, el propulsor del misil se ha quemado y ha provocado un incendio. No obstante, la ojiva no explotado, aunque otros detalles aún están bajo investigación», ha dicho un oficial de las Fuerzas Armadas surcoreanas bajo condición de anonimato a la citada agencia.

Noticias relacionadas

Seúl ha detallado que no ha habido víctimas tras el accidente y ha anunciado la apertura de una investigación para determinar la causa exacta del incidente. Cada uno de los países ha lanzado dos misiles guiados del sistema ATACMS en aras de demostrar la capacidad de Washington y Seúl y así disuadir nuevas provocaciones, según ha detallado en declaraciones a la prensa el Estado Mayor Conjunto de Corea del Sur.

El Ejército de Corea del Norte lanzó durante la madrugada del martes un misil balístico que cayó en el océano Pacífico, sobrevolando parte del territorio del país nipón, un hecho que no ocurría desde el año 2017. El Gobierno japonés emitió poco después un aviso sobre el lanzamiento del misil norcoreano a la población de las prefecturas de Hokkaido y Aomori, en el norte del país, instando a los residentes en la regiones afectadas a cubrirse inmediatamente para ponerse a salvo.