Putin junto a dos altos mandos del ejército ruso. | Reuters

Un grupo de líderes de la oposición prodemocrática rusa se reúne este sábado en la localidad polaca de Jablonna, en el noreste de Varsovia, con el propósito de construir una alternativa al régimen del presidente Vladimir Putin y establecer la democracia en Rusia. La reunión fue inaugurada por Ilya Ponomarev, exdiputado de la Duma que ahora vive en el exilio en Kiev. En 2014 Ponomarev fue el único diputado que votó en contra de la anexión de Crimea por la Federación Rusa tras su ocupación.

«Es un momento histórico. Por primera vez en al menos una década, diputados elegidos democráticamente en su momento se reúnen. Vemos que es democrático y ágil. La gente está discutiendo y argumentando. Realmente espero que estos tres días sean fructíferos», dijo a EFE Ponomarev. El Congreso finalizará el lunes y contará con la asistencia de 51 delegados que anteriormente ocuparon cargos electos en la administración de Rusia en diferentes niveles. Otros delegados estuvieron presentes a través de internet.

«Tendremos varios discursos y anuncios del Congreso que darán forma al marco para las próximas reuniones», dijo Ponomarev. Previamente, en una entrevista con EFE, Ponomarev explicó que la idea que está en la base del Congreso es ofrecer a los rusos una alternativa democrática al régimen de Putin. El opositor y activista de derechos humanos Andrei Sidelnikov, quien asiste y participa en la organización del Congreso, calificó la reunión como un primer paso hacia una nueva república parlamentaria en Rusia.

«Estamos tratando de dar un gran paso hacia el futuro. Por ahora, no sé qué pasará después porque todos los delegados que participan en el Congreso en persona o en línea están bajo la presión del servicio de seguridad ruso. Sin embargo, nos gustaría enviar un mensaje a los rusos que escaparon de Putin y a los millones que aún viven en Rusia», dijo a EFE Sidelnikov.