Edificio de CaixaBank. | Europa Press

CaixaBank ha cerrado el primer semestre de 2022 con un beneficio atribuido de 1.573 millones de euros, lo que supone un 17,1% más respecto al mismo periodo del ejercicio anterior en base a perímetros homogéneos y un 23,1% más sin extraordinarios asociados a la fusión con Bankia. Este resultado, con los impactos de la integración, supone una caída del 62,4% interanual respecto a los 4.181 millones del año pasado, que incluían una aportación positiva a efectos contables de 4.300 millones por el fondo negativo de comercio o 'badwill', ha comunicado CaixaBank este viernes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El grupo ha alcanzado los 704.505 millones de euros de activo total y una rentabilidad sobre capital tangible (ROTE) a 12 meses sin extraordinarios de la fusión del 7,9% (-1,25%), mientras que la ratio de eficiencia se sitúa en el 56,1%. El banco ha atribuido el resultado al "fuerte aumento" de la actividad comercial y las sinergias de la integración, ya que en estos primeros seis meses la nueva producción en hipotecas ha crecido un 58%, la financiación al consumo un 21% y la nueva producción de créditos a empresas y banca corporativa un 57%.

CUENTA PROFORMA

Los resultados del primer semestre, que se comparan con la suma proforma de Bankia y CaixaBank en el mismo periodo del año anterior sin tener en cuenta los extraordinarios de la fusión, muestran estabilidad de los ingresos pese al descenso del margen de intereses (-3,6%) derivado del entorno de tipos de interés negativos hasta mediados del semestre. Los ingresos por dividendos descienden hasta los 131 millones (-13,5%) e incluyen, sobre todo, los abonados por Telefónica y BFA por 38 y 87 millones respectivamente (51 y 98 en 2021); los resultados de entidades valoradas por el método de la participación bajan un 48,4% tras la venta de Erste Group Bank; y los ingresos de operaciones financieras se incrementan. Las comisiones bancarias recurrentes se mantienen estables (+1,1%), y los gastos de administración y amortización recurrentes se reducen un 5,6% por las sinergias de la fusión, a la vez que los costes de personal disminuyen un 7,5% por la salida de empleos.

El margen de explotación ha aumentado un 10% sin extraordinarios, y un 17,1% en el caso de los beneficios después de que se redujeran un 16,8% las provisiones para insolvencias, hasta los 376 millones de euros.

PROVISIONES Y MOROSIDAD

El banco mantiene un fondo colectivo de provisiones remanente de 1.257 millones para afrontar las consecuencias que pueda tener el incierto escenario macroeconómico actual, especialmente desfavorable debido a la pandemia y a la invasión de Ucrania. La ratio de morosidad ha cerrado el semestre en el 3,2%, el nivel más bajo desde diciembre de 2008, frente al 3,6% del cierre de 2021 y el 3,5% de marzo pasado, mientras que los fondos para insolvencias se sitúan en 8.126 millones y la ratio de cobertura se incrementa del 63% al 65%, hasta los 8.625 millones. Los saldos dudosos descienden hasta los 12.424 millones: se reducen 1.209 millones de euros en el año y 937 millones en el trimestre, y el coste del riesgo de los últimos 12 meses se ha situado en el 0,23%.

SEGUROS Y CRÉDITO

La producción de seguros, apoyada por la oferta de productos MyBox, ha crecido un 25% interanual en las primas de seguros vida-riesgo y del 44% en las pólizas de no vida, mientras que la producción de hipotecas ha llegado a los 5.928 millones de euros (58%), con un último trimestre "récord" que ha alcanzado un volumen de 3.806 millones. Asimismo, la nueva producción de financiación al consumo aumenta un 21%, hasta los 5.142 millones, y la nueva producción de crédito a empresas y banca corporativa crece un 57% interanual.

El saldo de crédito sano (excluyendo los saldos dudosos) se sitúa en 351.012 millones, con un crecimiento del 3,2% en el año y del 3% en el trimestre, el crédito al consumo crece un 2,6% respecto a diciembre y un 1,9% en el trimestre. Asimismo, el 23% del importe total de crédito concedido con aval del ICO ya ha sido amortizado o cancelado, y del importe restante, un 85% ya ha finalizado el periodo de carencia: del saldo total inicialmente concedido, un 3,7% está clasificado como morosidad. Por otra parte, los recursos de clientes se mantienen con 624.087 millones de euros (+0,7% interanual), impactados por la estacionalidad habitual positiva del ahorro a la vista a finales del segundo trimestre y la volatilidad de los mercados en unit linked y activos bajo gestión. Los activos bajo gestión se sitúan en 145.324 millones, un 8% interanual menos y un 4,9% menos en el trimestre, por el comportamiento desfavorable de los mercados, aunque se han producido entradas netas por valor de 19.976 millones entre depósitos, seguros de ahorro y activos bajo gestión.

CAPITAL Y LIQUIDEZ

Los activos líquidos totales se sitúan en 162.847 millones de euros y el Liquidity Coverage Ratio del Grupo (LCR) a 30 de junio es del 312%, mientras que la ratio de solvencia CET1 es del 12,4% (12,2% sin aplicación de los ajustes transitorios de IFRS9). Esta cifra está por debajo del 13,1% del cierre de 2021 por la deducción total del programa de recompra de acciones, que está en ejecución y que puede alcanzar un máximo de 1.800 millones de euros.