Unidas Podemos critica que los dos grandes partidos en el Congreso frenen el debate «en un momento de creciente preocupación por la situación de la vivienda», con las subidas de las hipotecas y de los alquileres. | Redacción Local

La Comisión de Presupuestos del Congreso ha rechazado este martes medio centenar de enmiendas presentadas a los Presupuestos Generales del Estado de 2023, que no serán debatidas ni podrán aprobarse, entre ellas tres de las cuatro iniciativas relativas a la vivienda presentadas de forma conjunta por Unidas Podemos, ERC y EH-Bildu. La regulación del alquiler había sido planteada en su momento por las autoridades de la capital balear, y además en su día el Parlament apoyó mayoritariamente solicitar a Madrid una regulación del mercado inmobiliario, como forma de rebajar los elevados precios que se piden para arrendar una casa en las grandes capitales, especialmente en Palma e Ibiza.

Fuentes del Congreso han explicado a Efe que dichas enmiendas -presentadas por varias formaciones, entre ellas PP, PNV o Ciudadanos- han sido rechazadas en la Mesa de la Comisión celebrada este martes siguiendo el consejo de los letrados porque, de acuerdo a la jurisprudencia constitucional, su contenido no era presupuestario.

Las tres formaciones que forman parte de la Mesa de la Comisión de Presupuestos (PSOE, PP y Unidas Podemos) han aceptado el criterio de los letrados en 48 de estas enmiendas, pero Unidas Podemos se ha desmarcado en las tres propias, que aún así han sido rechazadas con los votos de PP y PSOE.

De esta forma, de las cuatro enmiendas registradas por Unidas Podemos, ERC y EH-Bildu, solo se debatirá la relativa a incentivos fiscales para arrendadores responsables en zonas tensionadas, pero no la intervención del mercado de alquiler, ni tampoco la prohibición de desahucios.

Fuentes de Unidas Podemos han criticado que PP y PSOE se «han aliado» para impedir el debate de estas enmiendas «en un momento de creciente preocupación por la situación de la vivienda» en un contexto de subida de las hipotecas y los alquileres. Al rechazo de estas enmiendas se sumará, también siguiendo el criterio de los letrados, el de aquellas con deficiencias técnicas, así como los eventuales vetos del Gobierno por elevar el gasto o reducir los ingresos, que todavía no se han dado a conocer.