Solo en Balears y Cataluña el precio del alquiler en la actualidad supera al de hace una década | P. BOTA

Una elevada demanda y una escasa oferta, junto al 'boom' del alquiler turístico, han disparado los precios de los alquileres en Balears, que ya superan los máximos registrados en el tercer trimestre de 2007. Así se desprende del 'Boletín Especial Alquiler residencial' publicado recientemente por el Ministerio de Fomento y, según el cual, y como se aprecia en el gráfico adjunto, solo en Baleares y Cataluña el precio del alquiler en la actualidad supera al de hace una década. En el resto de comunidades, los precios son un 17,2 % inferiores.

«Los precios son propios de la época de la burbuja inmobiliaria», reconoce el presidente de la asociación de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria (API) de Balears, José María Mir, quien indica que la demanda «es muy elevada». Tras más de cuatro meses de la entrada en vigor de la Ley de Turismo que regula el alquiler vacacional y lo prohibe en pisos, Mir admite que «apenas hemos notado cambios en el mercado de alquiler de viviendas». Atribuye este auge de la demanda por parte de extranjeros a que las Islas «están de moda», de forma que el mercado internacional no solo alquila sino que también se decanta por la compra.

«Existe oferta de alquiler, aunque los precios son muy altos», admite el presidente de los administradores de la propiedad. Sobre este aspecto, detalló que el alquiler medio en Palma de un piso de dos dormitorios oscila entre los 900 y los 1.200 euros, «casi el doble que hace solo tres años».

Balears es una de las comunidades con mayor porcentaje de hogares en alquiler, el 33,1 %. La media de la UE está en torno al 30 %.