Viaje a lo desconocido

Alcázar y La Salle en masculino, y Jovent y Sant Lluís en féminas, inician mañana la Liga Balear sub 18 con total «ilusión» y sin apenas referencias sobre los rivales

|

Valorar:
preload

La Salle Mahón arranca en pista de su homónima de Palma.

17-01-2014 | Javier Coll

Viaje a lo desconocido. Es la aventura que emprenden a partir de mañana los cuatro mejores equipos de Menorca en categoría junior (dos en masculino y otros dos en femenino) con el inicio de la primera Liga Balear sub 18 de la historia, torneo del que apenas cuentan con referencias en relación a sus rivales y que en cualquier caso abordarán con un máximo de ilusión. Alcázar y La Salle Mahón conforman la representación masculina, derecho adquirido en función de su dominio en la liga local (los alcazareños acuden como campeones), al igual que Jovent (campeón) y Sant Lluís en el cuadro femenino.

Encuadrado en el Grupo Rojo, el Alcázar que prepara Siso Pons debuta mañana en su pista ante Sa Real de Eivissa (12 horas), en teoría el rival más asequible de los cuatro que integran el grupo (Bàsquet Pla e Inmobiliaria Palmer completan el mismo y rivalizan entre sí en esta jornada inaugural). «Conozco algunos jugadores de cuando hemos jugado en otras categorías, pero en realidad no sé el nivel con que nos encontraremos», explica Pons, técnico alcazareño.

Por su parte La Salle Mahón, integrada en el Grupo Azul, que comparte con Sant Josep Obrer y La Salle Palma (Mallorca) y Sa Graduada (campeón de Eivissa), se estrena en pista de su homónima palmesana (mañana, 16 horas). El conjunto colegial, presente en la competición merced al subcampeonato liguero, si bien superó al Alcázar en los dos partidos, deberá afrontar el hándicap de disputar sus primeros dos encuentros lejos de la Isla (visita al Sant Josep en la fecha 2). En féminas, el campeón menorquín, el Jovent Megadescans que dirige Àngel Cardona, abre su itinerario mañana en Alaior ante el CTEIB mallorquín (12 horas). PDV Portus de Eivissa y CB Binissalem completan este Grupo Rojo femenino.

La principal preocupación que expuso Cardona en relación al torneo fue la «ausencia de suficiente competitividad en la liga menorquina; nos falta hábito en jugar partidos con el marcador igualado», razona el técnico, lo que no merma empero la «ilusión» del colectivo. El Sant Lluís, inmerso en el Grupo Azul junto a Policlínica Tanit de Eivissa y los mallorquines del Pizzeria Plaza y Sant Josep, empieza mañana ante este último en Ses Canaletes (12 horas).

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.