Ciclismo

Torres cumple el trámite y piensa en competir este domingo

Este sábado, en una etapa nada propicia, entró el 136 y en Valencia confía llegar al esprint

| |

Valorar:
preload
Torres (derecha), en el esprint de la tercera etapa

Torres (derecha), en el esprint de la tercera etapa

06-02-2016 | Ciclismo a fondo

Ya avisó este viernes el ciclista de Ciutadella Albert Torres que con la tercera etapa de la Volta a la Comunitat Valenciana le llegaba una etapa menos propicia. Y así fue. El 'biker' de la Selección Española de ciclismo en pista se dedicó el sábado a trabajar para superarla y volver a intentarlo este domingo en Valencia, última etapa de la ronda valenciana. Ayer, la etapa que unía Orihuela -Xorret de Catí (141 km) no se adaptaba para nada a Torres, con cuatro puertos de montaña: La Garganta, Maigmo, Canali y Xorret Catí, que con sus durísimas rampas decidió prácticamente la general, con Wout Poels como líder.

Cumplido el trámite de este sábado para Torres –que entró el 136 de 200 y a 10:14 –hoy le espera la Etapa 5, la definitiva, entre Valencia-Valencia (120km). Un día en el que el propio Torres dijo anteayer que si las cosas le salían bien, «estaré para disputar el esprint final», como ya vaticinó y cumplió también el viernes. El director técnico de la ronda valenciana, Ángel Casero, definía ayer la última etapa prevista para hoy: «Saldremos por la N340 hacia Castellón y pasaremos por toda la comarca del Camp de Morvedre, continuaremos por Serra, Náquera, Bétera, Godella hasta llegar de nuevo a Valencia. Hemos recuperado el circuito urbano de los años 90 en el que se darán 10 vueltas por el centro de la ciudad. Queremos que el ciclismo se viva en Valencia», dijo.


Poels sentencia

Wout Poels no dejó este sábado terreno a la especulación y sentenció el triunfo final en la recuperada Volta a la Comunitat Valenciana tras exhibirse y ganar la cuarta etapa –segunda tras la contrarreloj inicial –tras irse solo, sobrado, en las rampas finales de Xorret de Catí, último puerto puntuable de la ronda. Ya dijo en la víspera que no conocía la explosiva subida alicantina pero que por sus características le "iba bien". No es que le fuera bien. Le fue perfecto porque a pesar de los intentos del Astana el corredor del Sky se fue cuando y cómo quiso para soldar su amarillo.


Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.