Albert Torres, junto a Sebastián Mora, en una Madison reciente.

El ciclista menorquín Albert Torres avanzó hace un par de semanas a «Es Diari» que el próximo año seguiría en el Movistar Team y que de cara al 2023 en adelante, la carretera será su gran y prácticamente única prioridad en el ciclismo. Y para muestra, un botón. La ausencia de Torres es la gran sorpresa en la lista anunciada ayer por la mañana por la Real Federación Española de Ciclismo para la última concentración previa al Campeonato del Mundo 2022 que se celebrará en Saint-Quentin-en-Yvelines y que se desarrollará estos próximos días en Palma de Mallorca, del sábado 1 al viernes 7 de octubre, día que la Selección Española volará hacia París.

Una lista de catorce corredores españoles que deben ser, salvo sorpresa de última hora, los que participen en el Campeonato del Mundo, por lo que la ausencia de Albert Torres estos días en la capital balear– precisamente donde reside el menorquín– dejan ya muy claras las intenciones, tanto del propio corredor del Movistar Team, como también de la propia Real Federación Española, hacia el futuro inmediato de Torres.

Un Mundial sin la Madison

Sin poder correr la Madison, donde finalmente España lamentablemente no está clasificada, y en un evento que aún no otorga puntos para la clasificación olímpica, Torres ha preferido descansar de cara a recuperarse físicamente y a planificar y a preparar lo mejor posible una temporada 2023 en la que va a tener que emplearse a fondo y una temporada en la que priorizará por encima de todo su programa de carretera con el Movistar Team. Y todo ello sin que, como ya advirtiera en este diario, el objetivo sea estar en los JJOO de París 2024.