Espectacular imagen de Pons, en plena competición. | J. Piña

0

Definitivamente, no ha sido este el mejor año para el deportista de Ciutadella, Josep Pons Casasnovas, en el Circuito Mundial de Windsurf (PWA World Tour Wave 2017) que ha finalizado estos pasados días en aguas de Sylt, en Alemania. Al final, Pons ha acabado el año deportivo en el puesto número 19 del mundo, tras ser el décimo séptimo en la última prueba celebrada en aguas germanas y que daba por zanjado el circuito mundial. Una última prueba mundialista vivida con unas condiciones que fueron extremas, fuerte viento del Mar del Norte, lluvia y mucho frío, hechos que complicaron la actuación de Pons y el resto de representantes españoles.

El propio deportista menorquín de Ciutadella, ya desde Gran Canaria, donde reside desde hace más de una década, reconocía a este diario que no ha quedado ni mucho menos satisfecho con su actuación personal este 2017, pese a tener en cuenta que se enfrenta a 'windsurfistas' al cien por cien profesionales. «En Alemania cabe decir que las cosas me salieron bastante bien y finalmente perdí por 0'07; o sea, por la mínima prácticamente y si el rival y tú lo hacéis igual de bien, decide el juez, por la mínima», explicaba Pons, algo contrariado.
Lejos de sus pretensiones finales pero con buen sabor en esta última prueba Mercedes-Benz PWA Grand Slam de Alemania, se centrará ya en prepararse para el 2018, en un nuevo Mundial.

Víctor Fernández, eterno
Víctor Fernández conseguía su sexto subcampeonato del mundo tras un año atípico ya que han sido solo tres las pruebas del circuito mundial. Nuevo título sumado a su larga trayectoria que le consolidan como una de las leyendas de windsurf de olas.