Así fue el espectacular vuelvo protagonizado por el catamarán español, justo antes de debutar | SailGP

0

El regreso oficial en el agua del medallista olímpico menorquín en la clase Finn, Joan Cardona, en las espectaculares carreras de SailGP deberá esperar, tras el accidentado debut en el Rockwool Denmark Grand Prix (Gran Premio de Dinamarca) de su embarcación española, el potente F50 Victoria.

El F50 Victoria volvía a la competición después del vuelco del viernes y las numerosas roturas sufridas en los minutos previos al inicio del Rockwool Denmark Grand Prix. Y lo hizo con nota y buenas sensaciones, aunque sin opciones de llegar a la gran final después de no haber podido puntuar en ninguna de las tres mangas disputadas el primer día. Este sábado tan solo navegaron tres regatistas a bordo de los F50, en el caso español los elegidos fueron los habituales, Phil Robertson (caña), Florian Trittel (wing trimmer) y Diego Botín (flight controller), por lo que la oportunidad para Joan Cardona deberá esperar a una próxima cita del calendario. El equipo español, con dos cuartos puestos parciales, cerraba muy dignamente el Rockwool Denmark Grand Prix. El próximo evento tendrá lugar los días 11 y 12 de septiembre en aguas de Saint-Tropez.

En declaraciones de Florian Trittel para el blog de Jaume Soler, fue claro: «Lo que nos ha pasado a nosotros, no le había ocurrido a ningún equipo y creo que habría que analizar y tomar todos nosotros, pero podía pasar a cualquiera», dijo, en referencia al espectacuclar vuelco sufrido. Sin embargo, «el equipo ha salido reforzado, muy unidos y cuando se alineen las cosas estaremos arriba y se verán resultados. En Saint-Tropez esperamos estar en la final y sobre todo preparar Cádiz», cerraba.