El centro Verd vive sus últimos suspiros antes de marchitarse

La Fundació per a Persones amb Discapacitat se ha comprometido a recolocar a los trabajadores de la empresa Cap de Llevant tras la presentación de un ERE

|

Valorar:
Visto 2 veces
preload

JARDINERÍA. Las ganancias que se obtengan de la liquidación servirán para poder abonar a los trabajadores la paga de noviembre y diciembre.

06-11-2015

El proyecto Verd se está marchitando. El centro de jardinería que se encuentra en el camí de Trepucó tiene los días contados. La ilusión de jóvenes emprendedores por adquirir nuevos conocimientos en jardinería, disciplinas, horarios, curiosidades del sector y muchas anécdotas ocurridas entre esas cuatro paredes van a formar parte del recuerdo de quienes las vivieron, las protagonizaron, pero de nadie más.

Verd, el centro de jardinería del centro especial de trabajo Cap de Llevant, cuyo propietario es ASINPROS, prevé poner las rejas definitivas un vez se haya liquidado el material y la mercancía existente. Es por ello que luce un cartel en las puertas del edificio que no deja indiferente a nadie. Y es que se han iniciado las rebajas. Los productos se venden a precio de coste.

La cantidad pecuniaria que se obtenga de estas ventas servirá para sufragar la paga mensual de sus trabajadores de los meses de noviembre y diciembre que no fueron ingresadas en su momento.

Según explica el jefe de área de gestión y administración de la Fundació per a Persones amb Discapacitat, Manel Pons, organismo de gestión del que ya forma parte ASINPROS, "el centro especial de trabajo Cap de Llevant es una empresa independiente, se trata de una sociedad limitada" y añade que "cuando se hizo un análisis de su situación económica nos dimos cuenta que era crítica, de quiebra, obligando a proceder a su cierre". La empresa presentó un expediente de regulación de empleo (ERE) que supone el recorte de once trabajadores, nueve de ellos con alguna discapacidad y otros dos monitores.

Manel Pons añade que la consecuencia directa de la presentación de un ERE es el despido de los trabajadores y la introducción en las listas del paro. Pero, según manifiesta Manel Pons, esta situación va unida al compromiso político de que la Fundació invertirá esfuerzos para recolocar a los trabajadores en el centro especial de trabajo de jardinería con que cuenta la Fundació. A su vez, cabe mencionar que uno de los monitores trabajará también en este sector y el otro, revocó la propuesta.

A su vez, Manel Pons recalca que no ha habido concurso de acreedores. Además asegura que la Fundació ha actuado de esta manera "puesto que el organismo de gestión creado desde el Consell y los ocho ayuntamientos no quiere entrar en el mercado competitivo, no quiere mantener una estructura de venta".El jefe de área de gestión y administración de la Fundació calcula que el proceso del ERE podría durar un mes o mes y medio, probablemente tiempo en que estará abierto el centro de jardinería Verd antes de marchitarse definitivamente.

ASINPROS, ya en la Fundació 

La incorporación de ASINPROS en el organismo de gestión de carácter insular Fundació per a Persones amb Discapacitat fue completada el sábado 13 de diciembre del año pasado con la firma de un convenio aunque no fue hasta el 1 de enero de este año cuando se inició el proyecto en común.

Esta entrada permitió a la Fundació el cumplimiento de un propósito, el de unir bajo una misma identidad todos los colectivos relacionados con alguna discapacidad. Cabe recordar que el presidente de ASINPROS, Manuel Solá, se mostraba reticente a la entrada en un organismo único aunque finalmente accedió a negociaciones que se prolongaron durante más de dos años. La Fundació per a Persones amb Discapacitat cuenta con asociaciones como Down Menorca, Associació Bipolar, Lliga Reumatològica, AFEM, S'Olivera, FRATER, coordinadora de minusvàlids, Associació Parkinson, Vidalba y Fundació Convivència.  

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.