Aboga por una contención del gasto público, bajar los impuestos y beneficios a las PYMES y autónomos como generadores de empleo

"El paro es la peor cara de la crisis"

Cristóbal Montoro, ex secretario de Estado y ex ministro de Hacienda, analiza la situación financiera, critica la política del Gobierno y explica las medidas que propone el PP para reactivar la economía

Valorar:
preload

Cristóbal Montoro. El portavoz de Economía del PP en el Congreso ha pasado el fin de semana en la Isla

06-11-2015

Laura Bañón    Ciutadella
Cristóbal Montoro Romero (Jaén, 1950), ex secretario de Estado de Economía (1996-2000) y ministro de Hacienda (2000-2004), ha visitado la Isla este fin de semana para asistir al homenaje del PP de Menorca a los cargos históricos. Doctor en Ciencias Económicas y empresariales por la Universidad Autónoma de Madrid, actualmente es el portavoz de Economía del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso de los Diputados y es diputado por Madrid. Montoro recuerda su primera visita a la Isla a finales de los años 80, cuando ofreció una ponencia como experto en Economía, y algunas sucesivas desde su cargo como secretario de Estado. "No podía pasar más sin visitar Menorca, un lugar ideal para conocer, por su naturaleza, patrimonio y por su gente", afirma.

Como experto y ex ministro de Hacienda, ¿cómo ve la situación económica de España?
Estamos en la peor crisis por la destrucción de empleo. La encuesta de la población activa determina que 500.000 personas se fueron al paro en el último trimestre de 2008. Esto significa que prácticamente 5.000 trabajadores al día se quedaron sin empleo. Es una cifra escalofriante. La caída de afiliados a la Seguridad Social ha bajado en picado, un 4,6 por ciento de media. Son cifras descomunales que ni siquiera se vieron en la recesión de 1993. El paro es la peor cara de la crisis. Las pymes y el trabajador autónomo son los que se lo pasan peor.

¿Cree que va bien encaminada la política económica del gobierno?
Va al revés. España es muy vulnerable a la crisis financiera internacional. Tenemos una deuda enorme, del 120 por ciento del PIB, lo que hace que no entre dinero nuevo y se estrangule la financiación. Esta situación nos está ahogando y por eso no hay más créditos para las pymes. El gobierno reacciona emitiendo más deuda del Estado, lo que genera más déficit público. Con esta política, nos endeuda a todos los españoles. Deuda más deuda igual a más paro. El gobierno de Zapatero afronta la crisis con más gasto, cuando debería afrontar la crisis con austeridad. Es la fiolosofía fácil del gobierno, que está agudizando la crisis económica permitiendo el aumento de la deuda. Si al final del mandato del PP el déficit era del 2,5 por ciento, en 2008 ha sido del 10 por ciento. Se ha multiplicado por cuatro.

¿Qué medidas propone el PP para superar la crisis económica?
La primera, no gastar. El Estado debe hacer un ajuste económico, moderar el gasto para no provocar más deuda pública. Es el momento de bajar los impuestos, aumentando la deducción del IRPF para la adquisición de vivienda, una medida que beneficiaría a los jóvenes. También bajar el impuesto sobre sociedades a las pymes y aumentar los gastos deducibles para los autónomos. Otra medida sería bajar el impuesto de matriculación para vehículos en 2009 y 2010, para aplicar en 2011 un Plan prever y reanimar el sector del automóvil. Estamos proponiendo la línea que aplicamos cuando gobernamos. Hay que reformar el mercado del trabajo e incrementar la competencias de los sectores estratégicos que son el engranaje de la economía del país.

Si no se actúa, ¿hacia dónde irá la economía española?
Los pronósticos son tremendos. En 2009 se avecina la caída más importante de la historia de España. Los analistas prevén una recesión del 3 por ciento, y también en 2010. Se añade el riesgo que la inflación se convierta en deflación, que es una caída de los precios, lo que complicaría la salida de la crisis. Ante situaciones así en la historia de España la salida era devaluar la moneda, pero ahora no podemos con el euro. Hay que hacer los deberes en casa para salir de la crisis y que el gobierno acepte la realidad. Zapatero sigue engañando porque no corrige su política y provocará un problema de cohesión social. Las fuerzas políticas que apoyan al gobierno son cómplices de la situación. La crisis se ve por todo, se ve en Menorca, dónde hay preocupación por el sector agroalimentario, turístico y del calzado.
Zapatero dice al PP que "arrime el hombro"...
Nuestra tarea no es apoyar una política económica que llevará al precipicio a la sociedad española. Nuestra responsabilidad es forzar un cambio en la gestión económica.

¿Cómo ve la situación del PP a nivel Estatal?
Hace lo que toca para afrontar la crisis ante una España plural y diversa. Con su planteamiento, el PP está allí dónde tiene que estar. Representamos a 10,2 millones de votos. Hay ruiditos de fondo que no tienen sentido. Está claro que un partido no es un convento, pero se intenta distraer la atención del trabajo que realizamos.

¿Es un partido realmente unido?
El PP tiene que hacer un esfuerzo en centrar su planteamiento y dejar de dar titulares. El PP es un partido de centro, moderado, está ahí y debe seguir estando y no distraerse en cuestiones menores.

En el caso de Menorca, ¿ve al PP en condiciones de ganar las próximas elecciones?
El PP de la Isla y de Baleares ha sido renovado con un nuevo impulso. El PP de Menorca está en condiciones de ganar la presidencia del Consell y de los principales municipios. El PP tiene presencia social en Baleares y en la sociedad menorquina.

Como experto y profesor, ¿qué mensaje lanza para la economía de la Isla?
No debe renunciar al turismo, que debe ser compatible con la industria manufacturera. Hay que valorar la identidad e iniciativa de su gente. Hay que aumentar la capacidad del turismo, de la industria y de las pymes. Deben existir políticas de compromiso con mejoras en la financiación; una política tributaria más suave y promover la exportación. La oferta turística de la Isla debe ser competitiva. Menorca debe seguir desarrollando sus infraestructuras, con una política económica que no estrangule, y manteniendo los elementos distintivos como el paisaje, que es su valor. Hay que seguir preparando y cualificando a la gente.

¿Qué distintivos debe aprovechar?
Tiene una posición estratégica en el Mediterráneo y debe aprovechar el patrimonio cultural para potenciar el turismo de invierno.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.