III Foro Menorca Banca March

«No es cuestión de tamaño, sino de tener imaginación»

El hotelero J. Guillermo Díaz Montañés explica cómo una empresa familiar puede prosperar en un sector tan competitivo como el turístico

|

Valorar:
preload

Hotelero «por casualidad». El empresario relata que cuando le dijo a su familia que en plena crisis de los 90 se iba a dedicar al turismo, «me dijeron que estaba loco».

14-10-2014 | Javier Coll

Creció en una familia de empresa y desde niño supo que quería ser empresario. José Guillermo Díaz Montañés (Madrid, 1962) estudió ingeniería industrial y revela que optó por el turismo «por casualidad». Arrancó la aventura con su esposa Gabriela Aliaga en 1993 y ahora el grupo hotelero que preside, Artiem  Hotels, cuenta con tres establecimientos en la Isla y en temporada alta da empleo a 190 trabajadores. Ha sido presidente de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) y presidente fundador del Instituto Tecnológico Hotelero (ITH).

¿Cómo se hace hueco una empresa familiar en un sector tan competitivo?
- El secreto es ser diferente y único. No es cuestión de tamaño, sino de tener imaginación, de hacer las cosas diferentes y muy bien. Hace 20 años el tamaño era importante. El coste que suponía entrar en un nuevo mercado era inasumible para una empresa familiar, en cambio ahora, con las nuevas tecnologías, imaginación y poco presupuesto puedes hacerlo. La imaginación es la herramienta más poderosa. La imaginación y perseverar en lo que quieres, trabajar duro. Son 24 horas al día. Es vocacional. Si miras las horas que trabajas, no tiene sentido. No es un tema económico.

¿Qué imprime a la empresa el hecho de ser familiar?
- Imprimes los valores familiares. Una empresa familiar mira a largo plazo. Muchas decisiones no son rentables a corto plazo. En crisis hemos invertido más, cuando -de haber tenido otro carácter- podríamos haber esperado a tiempos mejores. Sacrificas rentabilidades a corto plazo por beneficios a largo.

[Lea la entrevista completa en la edición impresa]

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Favaritx
Hace más de 4 año

Falta añadir a la imaginación trabajar en equipo. En Menorca es imprescindible ir juntos. No estaríamos como estamos si no consideráramos Menorca un pastel en el que cada uno disfruta su pequeña porción. Aquí cada uno va a su bola y los demás concurrentes son enemigos... Desde Madrid y Palma nos la meten por donde quieren...

Valoración:5menosmas

Crític
Hace más de 4 año

Un titular molt divertit....

I, a més, es pot aplicar a moltes coses!.

Enhorabona pel redactor!

Valoración:6menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1