Más de 250 voluntarios de la Iglesia menorquina celebran el Año Jubilar de la Misericordia

Colectivos como Justicia y Paz, Manos Unidas, Caritas y la Pastoral Penitenciaria exponen su labor en un encuentro celebrado en Ciutadella

|

Valorar:
preload
El encuentro ha concluido en el Claustro del Seminario con un almuerzo festivo

El encuentro ha concluido en el Claustro del Seminario con un almuerzo festivo

09-04-2016 | Bisbat de Menorca

El encuentro de voluntarios de Pastoral Social de la diócesis de Menorca, convocado con motivo del Año Jubilar de la Misericordia, ha contado este sábado con la participación de más de 250 voluntarios.

Esta jornada ha sido organizada por los responsables de los secretariados y entidades que integran el área social de la Iglesia menorquina: Manos Unidas, Pastoral Penitenciaria, Pastoral de la Salud, Justicia y Paz, y Cáritas Diocesana de Menorca.

El punto de encuentro ha sido la iglesia parroquial de San Francisco de Ciutadella, desde la que los participantes se han trasladado en peregrinación hasta la Catedral de Menorca.

Han accedido al templo episcopal por la Puerta de la Misericordia, abierta el pasado diciembre tras convocar el Papa Francisco el Año de la Misericordia durante 2016. Antes se denominaba "puerta de los minusválidos".

Han intervenido varios integrantes de cada entidad para explicar sus testimonios y vivencias en la experiencia del voluntariado en la diócesis de Menorca.

Las intervenciones han desglosado las actuaciones de Justicia y Paz; la tarea de Manos Unidas para impulsar los proyectos de ayuda al Tercer Mundo; y las acciones de primera acogida que lleva a cabo Caritas en la isla a cargo de un beneficiario de los pisos de inclusión social.

Pastoral Penitenciaria ha desarrollado la tarea que lleva a cabo en el Centro Penitenciario de Menorca.

También han tomado la palabra varios visitadores de enfermos.

El administrador diocesano de Menorca, Gerard Villalonga, que dirige la Iglesia local durante la actual etapa de sede vacante, ha animado a los voluntarios a dar continuidad a todas estas tareas "con la conciencia y la certeza de que nuestro servicio nace de la experiencia de Dios, que nosotros no hacemos otra cosa que alargar su mano para llegar a los que necesitan misericordia de Dios".

El encuentro ha concluido en el Claustro del Seminario con un almuerzo festivo en el que han participado todos los voluntarios y responsables de los secretariados diocesanos.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.