Los pilotos ven una «mala planificación» en los retrasos y cancelaciones de Vueling

|

Valorar:
Visto 2247 veces

Imágenes de la tensa situación que se vivió en el interior del avión de Vueling que debía despegar del Aeropuerto de Barcelona con destino a Menorca.

22-06-2016

Su vuelo tenía que partir del Aeropuerto de Menorca el lunes a las 22.20 horas y finalmente no llegaron a Barcelona hasta las 9.15 horas de este martes. Once horas para un traslado previsto en 45 minutos. Es la última de las recurrentes incidencias que está protagonizando Vueling en el inicio de la temporada.

Lo relatan Anna, que había venido de vacaciones, y María Isabel, por trabajo, y que tuvieron que pasar la noche (en realidad un par de horas) en el hotel Los Gavilanes de Cala Galdana, donde, después de muchas esperas para coger un taxi, llegaron pasadas las tres de la madrugada.

El vuelo (3719) se fue retrasando hasta que pasada la medianoche del lunes al martes la compañía comunicó vía mensaje de texto que quedaba cancelado. Era la consecuencia de «problemas de la operativa interna», según se limitaron a explicar este martes desde la compañía. La razón de la cancelación es que no llegó el vuelo procedente de Barcelona, donde se vivió una situación similar: horas de espera para que el vuelo acabase cancelado.

La historia vivida en el Aeropuerto de Barcelona la relata Carlos, de 70 años y residente en Menorca. Tras hasta siete cambios de puerta de embarque, el vuelo 3718 con destino al Aeropuerto de Menorca inició el embarque a las 22.30 horas, dos horas después de los previsto.

Los pasajeros tomaron asiento, pero el avión no partía. Los ánimos iban subiendo de tono hasta que las azafatas, según el relato de los hechos, informaron de que se había producido un problema de 'overbooking'. La razón esgrimida por los trabajadores de la compañía es que un pasajero con silla de ruedas ocupaba dos asientos y no podían dar cabida a todos los viajeros.

Fue entonces, en torno a la medianoche, cuando, viendo que el problema no se resolvía, el comandante informó de que se tenía que cancelar la salida porque no les daba tiempo a llegar antes del cierre del aeropuerto menorquín.

Los pasajeros denuncian que la compañía no logró encontrarles hotel y que tuvieron que dormir en la terminal, con tan solo un "bocadillo congelado y una cerveza" como cortesía. Finalmente llegaron por la mañana, tras medio día perdido en un aeropuerto.

Desde la compañía aseguraron ayer que los problemas se han limitado este fin de semana, pero su versión es contrapuesta a la de la sección sindical de Sepla Vueling, el sindicato que representa a buena parte de los pilotos de la compañía: «Estamos viviendo una verdadera avalancha de quejas por parte de las tripulaciones», aseguró ayer uno de sus representantes, sin querer desvelar su nombre por temor a las consecuencias.

«La causa es una mala planificación, hay falta de pilotos y falta de aviones. Han cogido más demanda de la que pueden asumir», explicaron desde Sepla. «Lo venimos avisando hace más de un año. Nosotros también nos vemos perjudicados en nuestra vida privada. No podemos planificarla porque nunca sabemos cuando llegaremos».

El sindicato asegura que respetará los cien días de gracia que prometió conceder a la renovada junta directiva de la compañía, pero asegura que «falta un mes para que se cumpla ese plazo y si no vemos gestos, tomaremos medidas», advierten, conscientes de que el problema no es responsabilidad de la nueva directiva, sino de la anterior.

Más que antes 

No es una situación, la de las cancelaciones, retrasos y pérdidas de maletas que suene extraña en las agencias de viajes de la Isla, desde donde han detectado un aumento de las incidencias relacionadas con la compañía, principalmente en los trayectos con Barcelona, donde la empresa tiene su sede y donde gestiona el 40 por ciento del tráfico aéreo, con más de 400 vuelos diarios con origen o destino en la capital catalana.

Las incidencias ocurridas entre el domingo y el lunes afectaron, al margen de los dos vuelos mencionados –los que debía trasladar alrededor de 150 pasajeros de Barcelona a Maó y en el sentido contrario–, a otro vuelo que debía conectar Eivissa con Madrid. En Barcelona se cancelaron un total de nueve vuelos.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

antoni tudurí
Hace más de 2 año

Día 01/07/2015. Compro billete MAH-BCN a las 07:00h por el módico precio de 174 €. Salida prevista a 08:30 h. Una vez sentados y con el cinturón abrochado, percance de un “toro” con una puerta de la bodega del avión. Después de una hora, somos evacuados a la terminal, siendo agraciados con un vale de 5 €.Salida de Menorca a 15:30 h, llegando a Barcelona sobre las 16:30 h. Reclamación a Vueling y respuesta negativa. Reclamación a la Agencia del Consumo de Barcelona ( vía de arbitraje) y respuesta también negativa. Insisto en la reclamación, que es derivada a un organismo de ámbito europeo, que solicita explicaciones. Respuesta de Vueling: “no podemos aportar justificación de caso de fuerza mayor”(?).Inmediatamente recibo propuesta de compensación de 250 € que acepto, no sea que se arrepientan. Conclusión: hay que reclamar y después clamar, no al revés, de manera que, aunque no se les pueda caer la cara de vergüenza, dado que no saben qué es eso. Un plazo de 10 meses tampoco es tanto.

Valoración:8menosmas

Cristina Semprún
Hace más de 2 año

El viernes, 17 de Junio, el vuelo de la compañía Vueling, Mahón-Barcelona, previsto para las 8.45, despegó 45 minutos tarde. Por lo que unos 20 pasajeros que debíamos conectar con el vuelo a Bilbao, no pudimos hacerlo. En lugar de llegar a Bilbao a las 11.40, llegué a las 19.45, después de pasar gran parte del día en el aeropuerto barcelonés.Leo siguen los problemas.

Valoración:10menosmas

Faro
Hace más de 2 año

Diomenes, tienes razón. Pero puedes elegir cuando hay casi monopolio? A veces no....

Valoración:7menosmas

Joan
Hace más de 2 año

¿Hay alguna alternativa a volar con ellos? ¿Ryanair es la alternativa? Yo estaba en el vuelo VY3718 y me han rechazado la reclamación. Se hacen venir la ley 261/2004 a su antojo... ¿Y a quien puedes reclamar?

Valoración:12menosmas

Llempuga
Hace más de 2 año

Fins que no tinguem un govern que defineixi es límits de s'abús que una aerolínia pot exercir sobre es menorquins, no aclarirem res. Jo també he patit es fets que es descriuen ara fa un any i poc. I què? res. Seguim igual. I l'any que ve? igual. "Hate the way you fly".

Valoración:6menosmas

Diomenes
Hace más de 2 año

Muchas quejas pero parece que algunos no aprenden y siguen viajando con esta aerolínea...

Valoración:29menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1