Previous Next
29

El día nublado y la aparición de una fina lluvia ha provocado en la mañana de este miércoles que los accesos y los centros de Ciutadella y Maó se hayan colapsado por la presencia masiva de vehículos.

El cambio de tiempo ha despoblado las playas y ha motivado que los turistas decidieran pasear por las dos ciudades.

En Ciutadella las colas de vehículos que se han formado iban desde la rotonda de Es Cavall, la Plaça de ses Palmeres, toda la Contramurada y la Plaça del Borne. En Maó ha ocurrido algo parecido en los accesos. Encontrar aparcamiento se convertía también en una odisea.

La parte positiva del bullicio en ambas ciudades, es que los turistas han accedido a los comercios locales para realizar compras.

En la carretera de Maó a Sant Lluís, y en la Avinguda de la Pau de esta última población, también se ha notado un considerable incremento del tráfico.

Por otra parte, Menorca está este miércoles en alerta amarilla (riesgo) por 'rissagues', con previsión de oscilaciones del mar de 0,7 metros, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).