Contenedores de residuos orgánicos en Serpetona, una imagen de este verano.

3

El hotel Audax se ha unido al expediente de críticas por el estado que presenta Serpentona, en Cala Galdana, con una queja por la falta de recogida domiciliaria de las basuras. Fuentes de este establecimiento aseguran que algunos días el camión pasa de largo y tienen que guardar los residuos en un cuarto frigorífico para evitar malos olores.

A lo largo de julio y agosto han tenido varias incidencias de este tipo y la respuesta que dicen haber obtenido de los operarios es que el camión ya va lleno -pasa a las ocho de la mañana- y no disponen de más medios.

La versión de FCC, la empresa concesionaria del servicio municipal de Ciutadella, no desmiente la incidencia, aunque apunta sus razones, «no hay problemas con la recogida de basuras en Serpentona, solo con un hotel o casos puntuales de coches mal aparcados que impiden el trabajo», puntuliza Luis Fernández, delegado de la empresa.

«Cargan en exceso los contenedores, además están en pendiente y los operarios no pueden moverlos, hay riesgo además de que se rompan al cargarlos al camión, 400 kilos no pueden moverse ni con ruedas».

Agrega que el problema viene ya desde el año pasado y que conocen perfectamente las causas, «no se puede trabajar con contenedores de tanto peso, pasamos con el mismo camión, están advertidos, no es problema de capacidad, desgracidamente la nuestra es una profesión con poco respeto», señala.