Es Mercadal inauguró un nuevo centro de día a principios de año con 17 plazas de capacidad. | Gemma Andreu

5

La Conselleria de Servicios Sociales del Govern cuenta a día de hoy con 160 solicitudes de dependencia en algún punto del proceso de valoración o pendientes de prestación. A estas, hay que sumar medio centenar más que ha entrado en el sistema pero aún no se ha iniciado el proceso, los técnicos no han contactado aún con el usuario.

Estas 207 solicitudes a la espera suponen una reducción sustancial en comparación con los datos registrados a principios de año, cuando los casos que aguardaban resolución alcanzaban los 400. Tras el colapso del servicio la cifra de personas que estaban en trámite se disparó debido al mayor grueso de entradas que se produjo al programa informático. Ahora, la situación se ha regulado, aunque la consellera Fina Santiago considera que siempre, «cuando hablamos de dependencia, todo es mejorable». Indica que desde que entra una solicitud hasta que hay resolución del Plan Individual de Atención (PIA) pasan de media seis meses, cuando «en la anterior legislatura los plazos estaban en 16 meses».

Lea la noticia completa en la edición impresa del 27 de diciembre en Kiosko y Más