Las reservas acuerdan compartir más experiencias para mejorar la gestión

|

Valorar:
preload
Los participantes en el Congreso durante la sesión matinal en la que se realizaron aportaciones a la propuesta del plan de traba

Los participantes en el Congreso durante la sesión matinal en la que se realizaron aportaciones a la propuesta del plan de trabajo presentada por Menorca y Jeju.

25-05-2018

El congreso de la red mundial de biosfera islas y zonas costeras trabajó ayer sobre el plan de trabajo para los próximos cuatro años propuesto a partir del documento marco presentado por Menorca y Jeju. Todas las propuestas apuntan a la lógica de intercambiar la información, agilizar la comunicación y compartir documentación y experiencias para mejorar en cada uno de los territorios que conforman la Red.

Los seis ámbitos de actuación propuestos parten de ese denominador común y, de ese modo, cumplir los objetivos generales de la Red creada en 2009 por la Unesco dirigidos a impulsar el desarrollo sostenible en islas y zonas costeras y promover estrategias de adaptación y mitigación frente al cambio climático.

Financiación

El documento presentado a la consideración de los congresistas aborda la financiación, una de las cuestiones clave para llevar a cabo el programa que se plantea. La Red pretende diversificar las fuentes para las actividades del grupo mediante el fomento del patrocinio y acuerdos de colaboración con entidades tanto públicas como privadas, aunque también prevé la generación de recursos propios.

La Red pretende dar un empujón definitivo a la base de datos compartida, que ha de incluir indicadores como los datos geográficos, los administrativos y de gestión, geoambientales, socioeconómicos e información sobre sectores ambientales como agua, energía y recursos. Esta base, que se pretende resumida y de fácil consulta, permitirá hacer un seguimiento de los parámetros básicos y constituirá el punto de partida para la elaboración de los indicadores de seguimiento.

Esta acción, fundamental para el verdadero trabajo en red, está implementándose en Menorca. «Consiste en la recopilación, estandarización y divulgación de las experiencias más destacables llevadas a cabo en cada reserva con el objetivo de facilitar la transferencia de conocimiento y la replicabilidad», según recoge el documento de trabajo presentado a los congresistas.

Otro de los aspectos destacados en el plan de trabajo apunta hacia la formación e intercambio a través de encuentros físicos y virtuales para gestores, técnicos, investigadores y colectivos diversos de reserva de la biosfera en el ámbito de la sostenibilidad.

Con el fin de evitar el riesgo de que el plan de trabajo se quede sin desarrollo, se incluye un apartado de planificación de las distintas acciones con un organismo responsable para cada una de ellas. La reserva de Menorca, el Progama MaB y Jeju asumen la mayor parte para que los seis ámbitos de actuación sean realidad en los próximos cuatro años.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.