Es Migjorn renuncia al nuevo edificio municipal y opta por la reforma

La rehabilitación de la sede actual del Ayuntamiento supone una inversión de 500.000 euros

| |

Valorar:
preload
Las Casas Consistoriales se levantan actualmente en el edificio denominado Ca Ses Monges.

Las Casas Consistoriales se levantan actualmente en el edificio denominado Ca Ses Monges.

21-03-2014 | Gemma Andreu

El Ayuntamiento de Es Migjorn Gran renuncia a la construcción de un nuevo edificio para las Casas Consistoriales y opta por la reforma de la sede actual. El concejal de Urbanismo, Ramón Verdú, explica a «Es Diari» que existe un proyecto «a medio hacer» del PSOE que, pese a que debe modificarse y concluirse, es una buena opción para llevarse adelante. Este proyecto representa una inversión para las arcas municipales de algo más de 500.000 euros, a falta de acabar de concretar la iniciativa.

Para poderse ejecutar es necesaria la modificación puntual de las Normas Subsidiarias de Es Migjorn Gran que, según avanza Verdú, ya se encuentra en proceso de valoración y análisis por parte de la Comisión Balear de Medio Ambiente.

El edil informa que el proyecto representa una redistribución total de los espacios, lo que requerirá echar abajo las dependencias actuales para poderlo ejecutar. Las Casas Consistoriales se levantan en Ca Ses Monges, que iba a ser sede temporal del Consistorio mientras se reformaba el edificio de las antiguas escuelas, allá en el año 2003.

Este inmueble tiene, según información catastral, 212 metros cuadrados de superficie. No obstante, el mal estado de las instalaciones ha obligado a utilizar solo una parte del edificio para los servicios municipales y de atención al ciudadano. Es más, tiene construida la planta baja, primer piso y unos altillos, de los que solo se puede aprovechar la planta baja y una pequeña ala del primer piso que actualmente se utiliza como despacho de la alcaldesa. Los altillos están en estado ruinoso y la parte trasera tampoco se puede utilizar debido a su mal estado.

La intención del actual equipo de gobierno que lidera la alcaldesa Antònia Camps es ejecutar una «reforma integral» de todas estas instalaciones para dedicar la planta baja a los distintos servicios municipales. En la primera planta habría suficiente espacio para implantar una sala en la que poder celebrar los plenos municipales y, finalmente, en los altillos se ubicaría el archivo municipal. Además, se prevé la incorporación de un ascensor y se eliminarán todas las barreras arquitectónicas actuales.

Hay que recordar que el programa electoral incluía la construcción de un nuevo edificio con acceso desde la Plaça des Carritxeret, donde actualmente hay un aparcamiento.

El edificio actual cuenta actualmente con licencia de actividad para la planta baja. Cuando se ejecute la reforma integral el equipo de gobierno solicitará licencia para todo el edificio.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.