Crisis del coronavirus

La irrupción de la pandemia frena en seco el ‘boom’ de la restauración

|

Valorar:
La pandemia ha puesto freno al crecimiento de la oferta

La pandemia ha puesto freno al crecimiento de la oferta

La pandemia ha frenado prácticamente en seco el importante crecimiento sostenido que la Isla venía registrando en su oferta de locales de restauración. Desde el año 2014 hasta 2020, justo a las puertas de la pandemia, el sector crecía a un ritmo de cerca de 2.000 plazas al año. Sin embargo, el último recuento del departamento de Ordenación Turística del Consell, a fecha 31 de diciembre de 2020, muestra un crecimiento en relación al año anterior prácticamente inexistente. La diferencia entre altas y bajas deja un balance de solo tres locales y 141 plazas más, que hace un año, cuando en los seis anteriores se venían sumando al negocio una media anual de 20 establecimientos.

Ese rotundo frenazo del crecimiento, lógico si se tienen en cuenta las restricciones que está sufriendo el sector desde que se declaró la pandemia, no ha impedido que Menorca haya alcanzado el récord histórico de número de establecimientos y plazas oficiales al cierre de 2020. En el arranque del año el balance es de 1.283 establecimientos, ya sean restaurantes, bares, cafeterías u otras categorías mixtas. El número de plazas se eleva hasta las 79.166, una cifra que arroja un crecimiento interanual residual, del 0,17 por ciento, pero que muestra a las claras cómo ha evolucionado el sector en poco tiempo.

En el año 2014, el último al que se remontan las estadísticas que publica el Consell, el número de plazas era de 66.171, casi 13.000 menos que ahora. La oferta ha crecido casi un 20 por ciento en solo siete años, un ‘boom’ en toda regla que el sector ve difícil que se pueda mantener en los próximos años, atendiendo a las incertidumbres que genera la era poscovid.

La vinculación del sector menorquín de la restauración con la actividad turística queda patente en la alta concentración de oferta que acumula Ciutadella, el 38 por ciento del total, en comparación con Maó, el otro gran núcleo de población de la Isla, donde la oferta es amplia pero solo representa el 22,2 por ciento del total.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Maripili
Hace un mes

Ja era hora, a cada cap de canto te trobas 4 bars i 3 restaurants. Es que no hi ha res mes a fer a Menorca? Viure nomes del turisme es un disbarat, sa gent vivia molt millor quan teniem fabricas pero esta clar han preferit mes treballar 6 mesos i 6 mesos mes de contemplar es cel per es mateix preu. Per jo entre tots s,han carregat la Menorca dels anys 80-90 que teniem turisme pero en moderacio.

Valoración:3menosmas

KEM
Hace un mes

Quin disbarat de places...! És que no sabem fer res més, ni noltros ni es turistes, que anar a que mos serveixin algo a sa taula?

Valoración:26menosmas

Biel Olivar
Hace un mes

Jo crec que la noticia, lo extraordinari, és que en plena pandèmia AUGMENTIN el nombre de locals i el nombre de plaçes. Lo de abans era un disbarat. Un creixement de 2000 plaças cada any a una illa moltíssim saturada de locals de restauració és insostenible.

Valoración:38menosmas

BRIBON ROJO
Hace un mes

Por desgracia no ha sido solo la restauración los que han sufrido y sufren el parón, o es que solo son bares y restaurantes los que lo están pasando mal , porque hay muchos que no son ni bares ni restaurantes que no llegan a fin de mes, para ellos esto no tendria que ser un problema la gente tendria que seguir saliendo ir de comidas y reuniones en sus locales, menos mal que quedan algunos que son responsables y se quedan en casa, muchos por desgracia aun van de tardeo y cervecitas al medio día que algún bar es de vergüenza ajena como respetan el aforo

Valoración:21menosmas

Josep
Hace un mes

La plandemia se ceba con la restauración

Valoración:-1menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1