Crisis del coronavirus

Puerta a puerta contra la covid-19

|

Valorar:
En marcha. Con los equipos de protección, el listado de pacientes que deben inocular, y la pequeña nevera en la que transportan las dosis, dos enfemeras salen del centro de salud Canal Salat para iniciar su ruta por Ciutadella

En marcha. Con los equipos de protección, el listado de pacientes que deben inocular, y la pequeña nevera en la que transportan las dosis, dos enfemeras salen del centro de salud Canal Salat para iniciar su ruta por Ciutadella

Josep Bagur Gomila

Niní tiene 80 años y su artrosis degenerativa entre otros problemas de salud la mantienen en su casa, sin salir a la calle salvo cuando sus hijos la sacan a pasean. Elena tampoco tiene movilidad, cumplirá 93 años en junio y sale al patio de su casa ayudándose con un andador; a Margarita, de 81 años, que padece sordera, ya le resulta costoso poder levantarse del sofá, no está para enfrentarse a las escaleras que separan su piso del exterior.

Todas ellas cuentan con el cuidado y el calor del hogar, no han vivido la pandemia en soledad, pero sí con preocupación por los demás, sus hijos y el resto de miembros de la familia.

Ahora ya están protegidas contra la covid-19 gracias al trabajo de los equipos de enfermería de Atención Primaria que se desplazan, casa por casa, para inmunizar a este colectivo, el de personas mayores con serias dificultades para trasladarse hasta el centro de salud o el punto de vacunación, aunque no sean grandes dependientes.

Y las características del compuesto de Pfizer, el empleado en este grupo, así como la necesidad de exprimir hasta la última gota del compuesto, sin que se pierda una dosis, no se lo pone nada fácil a las profesionales.

En Ciutadella, donde se siguió la ruta de vacunación, la campaña ya está a punto de finalizar los domicilios de personas con más de 80 años, ahora se les pone la segunda dosis que requiere la inmunización con Pfizer. Después se pasará al grupo de 70 a 79. Aunque lo ideal es que estas personas se trasladen a los puntos de vacunación, no todo el mundo está en condiciones de hacerlo. «Uno puede haber recibido la primera dosis y luego, por cualquier circunstancia o problema de salud, no poder moverse de su casa para la siguiente», señalan las profesionales.

[Lea la noticia completa en la edición impresa del 02 de mayo en Kiosko y Más]

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Xec 79
Hace 9 días

Fart de veure gent amb la mascareta mal posada o fumant i ni un sol policia fent la seva feina. Respecte als sanitaris, haurien de fer-los un monument a cada municipi.

Valoración:6menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1