El Ayuntamiento ha hecho arreglos en el paso de cebra. | Josep Bagur Gomila

En la Contramurada de Ciutadella, justo en el cruce donde nace el Carrer Vila Juaneda, hace unos meses, unos baches en el carril bici provocaron la caída de una mujer. El percance no tuvo mayores consecuencias, pero para evitar más accidentes en este punto, se presentó una instancia en el Ayuntamiento para advertir del problema y que se parchearan los socavones. Ahora, el denunciante se queja de que efectivamente se ha actuado, pero no en el punto crítico, por lo que permanecen las irregularidades en el suelo.

Advierte de esta actuación Joan Torres. Fue su mujer la que «cayó por los baches que hay en el carril bici», lo que le provocó «unas rascadas». Tras el incidente, acudió a las casas consistoriales, dónde se le instó a presentar una instancia para informar de lo sucedido y solicitar así que se pudiera intervenir para solucionar el problema.

Ahora, tras unos meses, Torres observa cómo «en realidad, han actuado, pero no en el lugar donde están los baches, sino en el paso de cebra. Lo peor ha quedado sin solucionar», apunta Torres, sorprendido por la actuación.

Con esta denuncia, el vecino confía que el Ayuntamiento pueda actuar, esta vez sí, en los baches que siguen siendo un peligro para los usuarios, tanto ciclistas como peatones.