La falta de fármacos y alternativas obliga a los farmacéuticos a remitir a los usuarios al médico | Josep Bagur Gomila

Las farmacias de Menorca lo notan desde hace unos meses y con más intensidad en las últimas semanas: les faltan medicamentos básicos para tratar diversas enfermedades. Los problemas de suministro de fármacos esenciales que existen a nivel global desde hace algún tiempo ya son una realidad evidente en la Isla. Las causas de este desabastecimiento, explican desde las propias boticas consultadas por MENORCA «Es Diari», no están claras, pero todo apunta a que se han detectado problemas en la producción de los principios activos y en el envasado final de los medicamentos.

Amoxicilina pediátrica, fármacos inyectables sin insulina para reducir el azúcar en sangre, medicamentos para la presión arterial, tratamientos para enfermedades relacionadas con la próstata o infecciones urinarias, corticoides pediátricos, colirios... son algunos de los medicamentos que las farmacias de Menorca echan en falta estos días. «Hay mucho alarmismo», indica el gerente de la Cooperativa Farmacéutica menorquina (Cofarme), Guillem Pons, a este respecto. «Siempre ha pasado, aunque quizás ahora ocurre de una manera más exagerada», reconoce Pons.

Los farmacéuticas y auxiliares de farmacia de los distintos municipios con los que ha podido contactar este diario coinciden en que no reciben respuestas específicas a la pregunta de por qué escasean algunos de los medicamentos más buscados. «Hay diferentes factores que influyen, como la falta de materia prima para producir fármacos o la carencia de materiales para fabricar los envases», aclara Guillem Pons. Si el principio activo del medicamento está disponible pero no se puede embalar por el desabastecimiento de materiales como el aluminio, el producto no llega a las farmacias.

También interviene en esta problemática la distribución controlada de las unidades disponibles de ciertos fármacos en el mercado farmacéutico mundial en función, entre otras cosas, de las dimensiones de los territorios demandantes. «Intentamos abastecer a las farmacias, pero el tiempo de espera depende de muchos factores», explica Pons.

Nueva prescripción médica

Las boticas, subraya el gerente de Cofarme, suelen contar con alternativas genéricas para tratamientos que, en estos momentos, escasean en la Isla. Sin embargo, en algunos casos, explican los profesionales sanitarios, no encuentran otras propuestas o no pueden entregárselas sin una nueva prescripción médica.

El apunte

La OCU avisa: «El desabastecimiento de fármacos es cada vez más recurrente»

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha denunciado en un comunicado que «el desabastecimiento de fármacos ha aumentado en los últimos años y es cada vez más recurrente».

La propia Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ya publicó, en su último informe, a 30 de junio de 2022, que existían problemas de suministro de medicamentos. ¿Los motivos? Según datos recopilados por la OCU, uno de cada cuatro afectados no obtuvo respuesta y al resto les indicaron distintas situaciones: la alta demanda del fármaco, la existencia de problemas logísticos o de producción, la escasez del principio activo, problemas comerciales o de distribución, y la sustitución o retirada del mercado. Todo ello, recuerdan desde la OCU, impacta directamente en el paciente.