Cruz Roja y voluntarios recorren las cunetas en busca de la mujer | Sergi Garcia

3

«A medida que pasa el tiempo se hace más difícil, y con el que ha transcurrido ya, sin dinero, ni agua, sin haber comido...» Son las palabras de Magdalena Riudavets, hermana de Francisca Riudavets Tudurí, que falta de su domicilio en el carrer Nou, de Es Mercadal, desde el martes a las 8 de la mañana. Son tres días y tres noches completos en paradero desconocido para una mujer que padece alzheimer desde hace dos años pero que se había acelerado en los últimos meses.

Lea la noticia completa en la edición impresa del 03 de noviembre en Kiosko y Más