Editorial

Una actuación rápida y eficaz por el vertido en Ciutadella

Valorar:

La rotura del cable submarino, de Red Eléctrica Española, que enlaza Menorca con Mallorca ha provocado un vertido contaminante de hidrocarburos que ha provocado el cierre al baño de las playas de Son Xoriguer, Cala en Bosch y sa Caleta, vinculadas a zonas de gran actividad turística en el municipio de Ciutadella. Al mismo tiempo, se mantiene una constante vigilancia sobre el estado de las aguas de las playas de Santandria y Cala Blanca, ante el temor de que también puedan verse afectadas.

Las inspecciones llevadas a cabo han detectado seis manchas de sustancias oleosas tóxicas, con una superficie de entre 20 y 40 metros cuadrados, potencialmente contaminantes, sobre las que se debe actuar sin demora para su eliminación.

Este suceso, en plena temporada turística, que ha obligado a decretar el nivel de emergencia 1 del plan por accidentes en aguas marinas de Balears, ha sido provocado por una embarcación -no identificada- que al fondear, rompió con el ancla el enlace eléctrico interinsular.

Ante los perjuicios y graves consecuencias de este vertido contaminante, hay que reclamar la máxima rapidez y eficacia para la reparación de la avería e identificar al barco infractor.