Editorial

El mercado laboral y el modelo económico de Menorca

Valorar:

Cerramos el mes de noviembre, el primer mes de la temporada de invierno, con 5.628 menorquines inscritos en las listas de desempleo, una cifra similar a la registrada en el mismo mes del 2008, pero con 2.000 demandantes de empleo menos respecto a noviembre de 2011, cuando se alcanzó la mayor cifra de paro por el impacto de la crisis iniciada durante el segundo semestre de 2007.

Dada la gran dependencia de la economía de Menorca del sector servicios, difícilmente conseguirán un puesto de trabajo estos 5.628 parados hasta la próxima temporada turística, con un 84,4 por ciento de desempleados que pertenecen a este sector, lo que confirma la persistencia de la estacionalidad.

Al mismo tiempo, Menorca es la isla de Balears que acusa con mayor incidencia la temporalidad en la contratación laboral, porque el 88,3 de los 1.679 contratos firmados en noviembre han sido temporales, un punto y medio más que en el conjunto del archipiélago.

A pesar del paulatino descenso que registra el paro, Menorca no encuentra la fórmula de otro modelo económico más dinámico, con actividad en los otros sectores y que garantice el empleo durante todo el año.