Editorial

Incertidumbre ante la aplicación del ‘Brexit’ y la depreciación de la libra

Valorar:

Aumenta la preocupación en el sector turístico balear a medida que se aproxima el ‘Brexit’, que materializará la salida de Gran Bretaña del Reino Unido después del referéndum celebrado en 2016. Los diputados británicos votan mañana cómo desvincularse del continente. Aunque una salida ‘blanda’ no sería tan traumática como una ruptura ‘dura’ y contundente, Balears permanece a la expectativa, con muchas dudas, porque 3,7 millones de sus clientes proceden de las Islas Británicas.

Para Menorca es el principal mercado extranjero. De ahí que se prepare una ‘cumbre’ para analizar la situación en su conjunto y las consecuencias de la decisión que se adoptará mañana. Causó disgusto la ausencia de previsiones de la presidencia del Gobierno sobre el impacto del ‘Brexit’, al evidenciar desconocimiento de la realidad.

La carta de protesta de la presidenta de CAEB, Carmen Planas, a la ministra Reyes Maroto ha surtido efecto. Hay que adoptar medidas para mantener a Balears como destino puntero para los británicos. No será fácil, porque una libra esterlina divorciada del euro se depreciará. Ello encarecerá los precios del archipiélago y motivará la contratación de destinos más baratos.