Editorial

Diálogo y entendimiento para Venezuela, un país en conflicto

Valorar:

Los pilotos de Air Europa pidieron ayer la suspensión de los vuelos a Venezuela después de las situaciones de peligro registradas el fin de semana. Al mismo tiempo, el sindicato de pilotos SEPLA reclama la cancelación de trayectos. Por su parte, Air Europa decide que las tripulaciones de la ruta Madrid-Caracas no pernocten en Venezuela como medida de seguridad. Son las reacciones después de que una de las tripulaciones de esta aerolínea fuera perseguida cuando se dirigía a su hotel en la capital venezolana. ¿Nos hallamos ante un incidente aislado o, como denuncia el SEPLA, hay una situación de desemparo que pone en peligro la integridad de pilotos y azafatas?

Este suceso alcanza repercusión internacional e incrementa la preocupación por la explosiva situación de Venezuela, donde el Gobierno de Nicolás Maduro decreta una segunda suspensión de las clases por la interrupción del suministro eléctrico iniciada el jueves. En este contexto, Juan Guaidó, autoproclamado «presidente encargado» del país anuncia una moción para declarar la alerta nacional por una «Venezuela a oscuras». Un país en conflicto que precisa hallar una vía pacífica de diálogo y entendimiento.