Editorial

El retraso en la revisión del PTI afecta al Plan General de Ciutadella

Valorar:

El Ayuntamiento de Ciutadella anunció ayer que amplía hasta el 23 de abril la exposición al público del nuevo Plan General de Ordenación Urbana. Una decisión que dio a conocer tras haber solicitado tanto el Colegio Oficial de Arquitectos como el Partido Popular, en la oposición, la suspensión de la elaboración del planeamiento urbanístico. Advierten el PP y los arquitectos que, por el retraso que arrastra la revisión del Plan Territorial Insular, el Plan General de Ciutadella quedaría obsoleto. Lo razonable, indican, es que una vez ha sido revisado y aprobado el planeamiento insular, sea aprobado el plan municipal, en consonancia con los criterios y previsiones del PTI.

De esta manera se evitarían interminables procesos de adaptación además de la afectación de otras normas y legislaciones, como sucede con los cupos de plazas turísticas. Tanto en un caso como en otro asistimos a una carrera contrarreloj con la fecha-límite del 26 de mayo, cuando se celebrarán las elecciones municipales y autonómicas. En el caso de Ciutadella constituye una temeridad la pretensión de responder en un mes a las alegaciones y forzar la aprobación provisional del Plan General antes del 26 de mayo.