Editorial

El transporte aéreo sanitario, un servicio esencial para los menorquines

Valorar:

El Govern del Pacte ha anunciado la rescisión del contrato para el transporte aéreo sanitario que el IB-Salut adjudicó en octubre del año pasado a Eliance. Los incumplimientos e irregularidades, que habían denunciado reiteradamente tanto el Simebal (Sindicato Médico de Balears) como el sindicato de pilotos Sepla, han provocado esta decisión, que se ha precipitado tras anunciar la empresa adjudicataria nuevas demoras para cumplir las exigencias para los traslados en helicópteros.

Eliance, que tardó once meses en incorporar al nuevo avión B-250 para cubrir los trayectos desde Menorca a Mallorca, estaba en el punto de mira de los sindicatos y las organizaciones profesionales del sector sanitario al incumplir las condiciones pactadas con el Govern.

Para los menorquines, el transporte aéreo sanitario constituye un servicio esencial, que debe ser garantizado para el traslado de los pacientes de la Isla que precisan ser atendidos en el hospital de referencia de la sanidad pública balear, Son Espases, u otros centros situados de Menorca. Acierta el Govern al rescindir el contrato con Eliance, pero esta decisión llega tarde, tras semanas de incertidumbres, denuncias y quejas.