Editorial

Balears no puede seguir perdiendo competitividad

Valorar:

Balears inicia 2020 en un escenario de desaceleración: la economía registra, según CAEB, el menor crecimiento de los últimos cinco años. Crea empleo, pero pierde capacidad para reducir el paro. Las Islas han registrado la mayor subida de los precios a final de año y el sector turístico ha cerrado el 2019 con una caída de la rentabilidad del 5 %. El Archipiélago encabeza, con una disminución del 2,9 %, la mayor caída de la confianza de los empresarios españoles.

Además, el Govern del Pacte despide el año con un récord de deuda –8.827 millones de euros– y empieza el 2020 sin los ingresos del Régimen Especial de Balears (REB). El contenido fiscal del nuevo REB, cuya entrada en vigor anunció Francina Armengol para el 1 de enero de 2020, no se aplicará hasta que el Congreso haya aprobado un proyecto de ley, mientras que los fondos para compensar los sobrecostes de la insularidad precisan de unos nuevos Presupuestos Generales. En este contexto de dificultades e incumplimientos, los transportistas repercutirán a sus clientes la subida de fletes del 20 % por la aplicación de la normativa de la UE para reducir las emisiones de azufre en los combustibles. Mientras, los salarios siguen por los suelos: tres de cada diez trabajadores de las Islas perciben una retribución máxima de 736 euros/mes. Urge adoptar medidas que reduzcan los costes que reducen la competitividad de Balears.