Editorial

La crisis económica y la baja natalidad, claves de la escolarización

Valorar:

Balears romperá, el próximo curso, la tendencia al alza de los índices de escolarización. Los datos de la Conselleria de Educación recogen una caída de más de setecientos alumnos, un fenómeno que se atribuye al freno que la crisis económica ha provocado en el fenómeno migratorio y en el bajo índice de natalidad de las Islas. En términos porcentuales la variación no es significativa, pero refleja un cambio en la evolución creciente de los últimos años. El 2020 es un año irregular en todos los órdenes, también en materia educativa.
Las negras perspectivas económicas han paralizado el movimiento migratorio y muchas familias ya han descartado instalarse en Balears, lo que se refleja en los datos de escolarización.

Este nuevo escenario, junto con la baja natalidad de Balears, permitirá al Govern trabajar con más tranquilidad en la planificación del curso; cuando los últimos años eran habituales los problemas por la incorporación precipitada de nuevos alumnos. El descenso en las cifras de escolarización no soslaya el problema de escasez de recursos, tanto en infraestructuras como de personal, que padece el sistema educativo balear. Los protocolos de seguridad contra la COVID-19 acentúan estas deficiencias. La Conselleria de Educación debe actuar y dar respuestas eficaces.