Inversiones del Estado en Menorca que se siguen eternizando

Valorar:

El proyecto de Presupuestos Generales del Estado para el 2021 pone de manifiesto que las inversiones para nuevos equipamientos en Menorca tendrán que esperar varios años para convertirse en realidad.

Nos referimos, concretamente, a la nueva Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía de Maó para la que únicamente se destinan 97.000 euros, una partida inicial con la que poco se podrá hacer porque el Gobierno del PSOE y Podemos prevé que no estará construida hasta 2024. O sea, un horizonte mínimo de tres años para que Maó cuente con las nuevas dependencias policiales.

Lo mismo ocurre con los nuevos Juzgados en Ciutadella, para los que las cuentas del Estado no destinan ni un euro durante el 2021, porque esta inversión no se acometerá hasta el 2022 con la duda del importe final y cuál será su plazo de ejecución. La historia se repite con el segundo cable eléctrico submarino Mallorca-Menorca, que Red Eléctrica aplaza a después del 2026.

El Consell y los alcaldes deberían manifestar su desacuerdo y crítica con estos constantes aplazamientos de inversiones que Menorca necesita con urgencia. Estos tres proyectos, además de anunciarse, deben ejecutarse sin tantas dilaciones.