Supervan Family

A cualquier parte

| |

Valorar:

Los niños se deben adaptar a ti, como tú a ellos. Debe ser un equilibrio de gustos y quilos de paciencia. Considero que es un error tratar a tu hijo como si estuviera en un mundo aparte. Siempre que exista el respeto a su persona. Ejemplos mil. Cuando estás de sobremesa en un restaurante y el pequeño se ha dormido, lo dejas cerca de los comensales y sigues hablando. Hay padres que prefieren retirarse a casa para que el niño descanse mejor. Es una opción pero ¿por qué? El niño está durmiendo, el hablar de las personas es un «sonido blanco» para ellos, es decir un sonido continuo en un mismo tono que les adormece. Y tú junto con tu pareja estáis disfrutando de una velada. La vida es así, flexible, plástica, llena de colores.  Otro ejemplo: celebrar una fiesta como Noche Vieja, y decides llevártelo a la cama porque es su hora de dormir. Bueno, lo puedes hacer pero si ves que el niño se lo está pasando bien, está sociabilizándose puedes estirar las horas de su rutina. Puedes ser flexible porque es un momento poco habitual.  Muchas veces decides dormirles o dejarlos con los abuelos o cuidadora y los privas de estar contigo y de enseñarles a «saber estar» en un lugar. Sé que lo que escribo es difícil de llevar a la práctica porque los padres llegamos a estar cansados y necesitamos nuestro momento. «Vale, hazlo pero que no se convierta en una norma», sería mi recomendación. Mi pequeña está ahora en la edad de las rabietas que se traduce en su construcción del «yo», se está haciendo su personalidad. Y desde luego que lo más fácil para mí es dejarla en casa con una niñera, pero me niego a privar a mis hijos de disfrutar de los sitios, parajes por no estar detrás de ellos guiándoles en el buen comportamiento. Hace poco fuimos a un pub donde ver la puesta de sol en Platges de Fornells y allá que me los llevé. Me asombró la buena comunicación del personal con mis pequeños, les dan una oportunidad de integrarse en un «mundo de adultos' como Moglie en su momento -dejó la selva por un mundo de hombres sociabilizados-. Este local de copas, es un lugar de adultos pero sé a qué hora ir para disfrutar con ellos, antes de que se ponga el sol. Sentido común ante todo. Pero no por tener hijos pequeños voy a estar recluida en casa, ni los voy a dejar constantemente en ella por estar a mis anchas. Como dice Rosa Jové más o menos «si no quieres niños ten canarios», y como yo no tengo canarios asumo llevármelos allá donde vaya con la responsabilidad de educarlos, criarlos para que después sepan comportarse en cualquier parte, sitio o lugar. Empezar por los cimientos es fundamental para luego sí disfrutar de ellos, o sin ellos porque confías en su persona.

Supervan Family. Facebook