9-XI-22, miércoles

Sediciones y malversaciones ocupan hoy los medios al despertar, atiborrados de exégetas y debeladores de los cambios legislativos que propone el Gobierno. Pero algunas noticias del exterior hacen descorrer el tupido velo jurídico y con él la relativa insustancialidad de nuestros debates domésticos. Pensemos si no en esos misiles caídos del cielo en Polonia, territorio OTAN, o en ese frenazo democrático que las gentes de seny de EE.UU han activado en las urnas contra el creciente energumenismo del  antaño señorial partido republicano, que hace menos de dos años perpetró un crimen de lesa democracia al irrumpir violentamente en el Capitolio sus fanatizadas bases. Afortunadamente, la ola roja (color del hoy desquiciado partido de Abraham Lincoln) no se produce, para alivio de la parte pensante de la humanidad (la que razona en vez de eructar).

10-XI-22, jueves

Quienes no participamos de la fobia nacional contra el presidente Sánchez (ni tampoco de su admiración acrítica), contemplamos con satisfacción su notoria presencia en la cumbre de Bali. Es estimulante ver al presidente de tu país departiendo de tú a tú y sin intérprete con los líderes internacionales. También es grato comprobar que en un período de profunda y general crisis económica España esté controlando razonablemente sus constantes vitales. Para los antisanchistas viscerales el presidente será siempre  un felón, un ilegítimo, un vendepatrias, un mentiroso compulsivo, un bolivariano socialcomunista, pero no se puede negar su laboriosidad, su audacia política y su flema al encarar, con más o menos acierto, pero con determinación, su atrevida agenda política y  los incesantes problemones que le han caído en desgracia durante la legislatura.   

11-XI-22, viernes

Celebramos el éxito de un viaje médico a Barcelona con un contundente lingotazo de ratafía. Sopor invencible en el avión de vuelta.

17-XI-22, jueves

Grato almuerzo con viejos amigos seventies con nuestras respectivas parejas y con nuestras manifiestas diferencias políticas, que no interfieren en los afectos personales. Entre risas y evocaciones del pasado,  pasamos un buen rato picoteando temas de lo más variado, incluida la política…Y ¡oh, proeza!, sin discusiones fuera de tono…

20-XI-22, domingo

El craso  error cometido por el ministerio de Igualdad en la redacción de la Ley del sí es sí puede originar una importante vía de agua en la nave gubernamental, junto a la que ya viene de fábrica: el insepulto tema catalán, ahora renacido al compás de sediciones y malversaciones, y que mucho me temo no tenga solución salvo abogar por el concepto orteguiano de la conllevancia, que se explica por sí solo, pero que se practica poco.

Noticias relacionadas

Empieza el Mundial. Mi mujer inicia los trámites de divorcio.

21-XI-22, lunes

«¡No politicéis el fútbol!» braman los gerifaltes de la FIFA, mientras menudean las declaraciones de denuncia de la represión política en Qatar. ¿Hipocresía, súbita toma de conciencia? La realidad es que en el mundo actual todo es dinero y todo es política, en el fútbol... Y en la vida, en la sanidad pública, por ejemplo, tan de actualidad: al final del camino siempre están los presupuestos, la prueba del nueve de la democracia, allí donde se plasma en cifras la voluntad popular, y que en la vocinglera Comunidad de Madrid son magros para la asistencia sanitaria pública y generosos con la enseñanza taurina. Curious.

22-XI-22, martes

Los jóvenes menorquines pisan fuerte a pesar de las dificultades. Ahí tenemos a Claudia Mayans, que vuelve a Ucrania para «atender a las personas que huyen del horror en el corazón de Europa» como reza el titular de «Es Diari». Chapeau.

También en el diario insular se podía leer ayer que la empresa Wacway, destacada por la revista Forbes y fundada por tres jóvenes ingenieros menorquines, ha cerrado su segunda ronda de inversión, inyección que le permitirá dotarse de la infraestructura necesaria para el crecimiento de su nueva línea de negocio (taquillas inteligentes en grandes centros deportivos)… Jóvenes menorquines on fire, otra noticia estimulante.

23-XI-22, miércoles

España arde por los cuatro costados, según Feijóo, con una ministra en la pira, y una jauría ultra desatada, mientras se aprueban (en tiempo y forma dicen los politólogos) los terceros presupuestos consecutivos sin que por ahora haya noticias de que España vaya a romperse. En fin.

Y goooooool de la Roja. Toda una catarsis.