Uno de esos vídeos que han recuperado usuarios de Twitter. | Twitter: @TzuarN

1

La televisión da momentos inmortales. De hecho, los que perduran en el tiempo se convierten en una broma generacional. Y programas como First dates son una fuente constante de estos instantes surrealistas. Porque la clave para una primera cita es impresionar, y los participantes en este programa lo saben. En general, la mayoría de citas empiezan con las típicas preguntas para conocer al otro: ¿de dónde eres?, o ¿qué haces? Sin embargo, lo que parece una cuestión tan simple ha llevado a situaciones cómicas que años después de su emisión se han hecho virales en Twitter.

Cuestión de geografía

First Dates es un programa conocido internacionalmente, por lo que es de esperar que vayan personas de otras partes del mundo. Es el caso de Yenny y José Diego. Todo comenzó cuando José Diego aseguraba ser de Cartagena (en Murcia), y Yenny, de Colombia, pensaba que se estaba refiriendo a la colombiana Cartagena de Indias. Pero, lo gracioso no quedó en que ninguno de los dos pensó que hay una ciudad llamada igual en los dos países. A continuación, el cartaginiense siguió contando detalles sobre su vida y aludió a que a su ex mujer colombiana la conoció en Cartagena, la de España. Hasta en ocho ocasiones la comensal pregunta a su cita: «¿De dónde decías que eras?», «entonces tú eres de Colombia?» y «¿pero dónde vives aquí en España?». Yenny ponía cara de que algo se le estaba escapando, hasta que José Diego finalmente aclaró: «Es que hay Cartagena aquí. Está Valencia, Alicante, Murcia y Cartagena».

De Murcia

La geografía murciana ha dado mucho a este programa. Allá por 2017, Carolina y José, de Cieza, tuvieron una confusión hilarante cuando él le preguntó: «¿Eres de gym?». Refiriéndose a que si Carolina iba al gimnasio. A lo que ella respondió sin dudarlo un segundo: «de Murcia», creyendo que le había preguntado si era de Hellín, una localidad murciana. La publicación alcanza 1.2 millones de reproducciones en Twitter y está inundado de comentarios casi tan graciosos como el mismo vídeo. «Creo que nunca 4 segundos de vídeo me habían hecho tanta gracia», añade un usuario.