Pablo Casado, en una imagen de archivo. | Efe

10

El Tribunal Supremo ha archivado la querella de la Generalitat de Cataluña y JxCat contra el expresidente del PP Pablo Casado por sus afirmaciones sobre la enseñanza en Cataluña porque al no ser aforado, ya no es el órgano competente para investigarle. En un auto al que ha tenido acceso Efe, la Sala de lo Penal del Alto Tribunal declara su incompetencia para conocer de esta querella formulada por la Generalitat de Catalunya, por presuntos delitos de injurias y calumnias contra Pablo Casado, así como la anterior presentada por JxCat, que sumó el delito de incitación al odio. Y decreta el archivo de las actuaciones sin perjuicio de que los querellantes presenten sus querellas ante el órgano correspondiente.

La razón no es otra que la pérdida de aforamiento de Casado tras su renuncia como diputado del PP en las Cortes Generales, por lo que el Supremo ya no es competente para investigarle, dice el auto. Ambas partes se querellaron contra Casado por sus palabras contra los docentes catalanes y partidos soberanistas con «bulos» que les «deshumanizan» y les presentan como «monstruos despiadados», según afirmaron los querellantes en plena polémica por la sentencia para que se imparta el 25 % de las clases en castellano. «¿Se puede tolerar que haya profesores con instrucciones para no dejar ir al baño a niños porque hablan en castellano? ¿Se puede tolerar que haya niños que por hablar castellano en el recreo les metieran piedras en la mochila?» dijo Casado. Y añadió: «¿Se puede tolerar que a los hijos de la Guardia Civil y la Policía Nacional se les señale en clase y se diga que esos niños no pueden estar integrados? Pues eso es lo que está haciendo, no solo ERC y JxCat y la CUP, sino el partido que les hace imprescindibles a nivel nacional, que es el PSOE».

Este pasado fin de semana, Casado ha reaparecido en Menorca, participando en un encuentro de emprendedores organizado por Martín Varsavsky en su finca de Binisegarra, en la costa sur menorquina.