El otoño astronómico es la temporada del año ubicada entre el equinoccio de otoño y el solsticio de invierno. | Felix Mittermeier

0

El otoño astronómico de 2022 en el hemisferio norte comienza este viernes 23 de septiembre a las 03.04 horas y tendrá un eclipse de Sol en octubre que será visible desde Baleares, aunque con magnitudes muy bajas. Según los cálculos del Observatorio Astronómico Nacional, el otoño durará aproximadamente 89 días y 21 horas, y terminará el 21 de diciembre con el comienzo del invierno. El inicio del otoño en el hemisferio norte está definido por el instante en que la Tierra pasa por el punto de su órbita desde el cual el centro del Sol cruza el ecuador celeste en su movimiento aparente hacia el sur. El día en que esto sucede la duración del día y la noche prácticamente coinciden, una circunstancia llamada también equinoccio de otoño.

En el momento en que el otoño comienza en el hemisferio norte, en el hemisferio sur comienza la primavera. El cielo tras la puesta de Sol al comienzo del otoño tendrá a Júpiter y Saturno como únicos planetas visibles. A partir de diciembre harán su aparición en el cielo Marte por el este y Venus y Mercurio por el oeste, por lo que la estación terminará con cinco planetas visibles al anochecer. Las madrugadas del otoño, por su parte, comenzarán la estación con Venus, Júpiter y Marte visibles, pero los dos primeros desaparecerán pronto en el brillo del alba. Mercurio hará una breve aparición durante octubre, y Marte dejará de verse a mediados de diciembre, dejando sin planetas el cielo del amanecer al final de la estación.

En cuanto a las estrellas y constelaciones visibles al anochecer en otoño, destacará el triángulo de verano, formado por Deneb en el Cisne, Vega en Lira y Altair en el Águila, que seguirá siendo visible durante la primera parte de la estación, aunque gradualmente a menor altura sobre el horizonte oeste. A medida que avancen los meses, surgirá por el este las constelaciones de Pegaso, Andrómeda y Perseo, y al final de la estación aparecerán las constelaciones de Tauro y Orión, que alcanzarán su máximo esplendor durante las noches de invierno.

Durante el otoño de 2022 tendrán lugar dos eclipses, uno de Sol y otro de Luna. El eclipse de Sol sucederá el 25 de octubre y será de tipo parcial, será visible en Europa, noreste de África y oeste de Asia. En España, será visible en el noreste penisular y las islas Baleares, pero con magnitudes muy bajas (entorno a 0,1 y menores). El eclipse de Luna sucederá el 8 de noviembre, será de tipo total, y será visible en Asia, Australia y América, pero no se verá en España. Otros fenómenos de interés astronómico durante el otoño de 2022 serán las lluvias de meteoros de las dracónidas, cuyo máximo se espera hacia 8 de octubre, las leónidas, con máximo hacia el 17 de noviembre, y las gemínidas, con máximo hacia el 14 de diciembre. Las lunas llenas del otoño tendrán lugar el 9 de octubre, el 8 de noviembre y el 8 de diciembre.

Aunque tanto el Parlamento Europeo como la Comisión se han pronunciado a favor de eliminar los cambios de hora en el futuro, todavía no existe una decisión definitiva al respecto. Por ello, durante 2022 seguirá en vigor el tradicional cambio de hora que tiene lugar el último domingo de octubre. Ese día, el 30 de octubre, a las 3 de la madrugada hora peninsular habrá que retrasar los relojes una hora para volver a marcar las 2.

El inicio del otoño es la época del año en que la longitud del día se acorta más rápidamente. A las latitudes de la Península, el Sol sale por las mañanas más de un minuto después que el día anterior, y por la tarde se pone más de un minuto antes. Como consecuencia, al inicio del otoño, el tiempo en que el Sol está por encima del horizonte disminuye casi tres minutos cada día.