El secretario general de Podemos en Balears durante una intervención en el Parlament | T. Ayuga

0

El secretario general de Podemos en Balears, Alberto Jarabo, ha advertido de que el impuesto turístico que quiere poner en marcha el Govern balear el próximo año «no puede afectar a la movilidad de los residentes» en los puertos y aeropuertos de las islas.

En un comunicado, Jarabo afirma que «en ningún caso» su partido votará un impuesto que afecte a la movilidad de los residentes.

«Podemos -señala Jarabo- tiene muy claro quién tiene que pagar por las cargas y el impacto que hacen en nuestras islas», en alusión a los turistas que visitan el archipiélago cada año.

El dirigente de Podemos mantiene que el impuesto turístico tiene como objetivo redistribuir las cargas y el impacto del turismo en los contribuyentes de las islas que subvencionan la afluencia de turistas aportando unos costes en infraestructura, residuos y seguridad que «ahora mismo sólo pagan los residentes de las islas».

«Comprendemos» que el Govern ha entendido que el impuesto turístico para ser viable debe ser como pedía Podemos en su programa electoral.

Por tanto, mantiene esta formación, el impuesto turístico debe recaudarse en las estancias turísticas, mientras que la opción de ser abonado en puertos y aeropuertos, excluyendo a los residentes, necesitaba de una cooperación del Gobierno central con la que a estas alturas «no se puede contar».

En todo caso, Podemos no votará «en ningún caso» un impuesto turístico que afecte a la movilidad de los residentes en puertos y aeropuertos.