Piscina y una instalación de hidromasaje en un establecimiento turístico.

«Existe una falta de concienciación muy clara entre los turistas sobre la escasez de agua en Balears». Así se refirió Xisco Mateu, gerente de la Agència d’Estratègia Turística de les Illes Balears (AETIB), a la campaña que, junto con la Agència Balear de l’Aigua (Abaqua), se va a poner en marcha para optimizar el consumo de agua entre los turistas.

La campaña fue presentada ayer por el propio Mateu y el secretario general de Abaqua, Juan Calvo, quienes explicaron que «se trata de una divulgación en el marco del proyecto europeo    Life+ Wat’Savereuse que tiene como objetivo promover los beneficios de la reducción del consumo de agua y su reutilización en los entornos turísticos». Este proyecto está promovido por la Eurorregión Pirineos-Mediterráneo y cuenta con un consorcio de 9 socios de Balears, Catalunya y Occitania. Los tres socios baleares son la AETIB, Abaqua y el Clúster Químic de les Illes Balears.

Cada uno de los tres territorios participantes ha elaborado una campaña divulgativa enfocada a la necesidad de reducir el consumo de agua en el sector turístico. La campaña balear tiene un presupuesto de 50.000 euros y se desarrollará online en los 5 idiomas de los principales mercados emisores: inglés, francés, alemán, castellano e italiano. Consiste en un vídeo genérico y diferentes cápsulas de 20 segundos que incluyen una explicación de las necesidades del territorio, seguidas de una recomendación y de un mensaje de sensibilización.

Todos los contenidos se podrán encontrar en los alojamientos turísticos con la intención de ser muy visuales y difundir la delicada situación hídrica que sufren Balears. «Los turistas se sorprenden al saber que en Balears sólo llueve una media de 53 días al año», comentó Xisco Mateu.