El capitán del Sporting, Helenio, controla el balón | Josep Bagur Gomila

La Liga Regional más igualada y competida de los últimos años puede quedar este sábado finiquitada si el Sporting de Mahón logra superar al Alaior en Los Pinos en la primera de las dos oportunidades que dispone para entonar el alirón. La Unión, único rival, deberá vencer al Migjorn en Los Nogales y esperar que el líder no sume los tres puntos para apurar sus opciones hasta la próxima y última jornada.

Lo tiene todo de cara el Sporting para cosechar un posible éxito, para nada esperado en el inicio de temporada, al que ha ido dando cuerpo con el paso de las jornadas mostrando una gran fiabilidad en su puesta en escena y creciendo como equipo desde la solidez y regularidad exhibida. El cuadro de Miquel Capó y Juanan Gómez quiere aprovechar la primera 'bala' que tiene en la recámara para sentenciar la liga pero para ello deberá gestionar las emociones que implican este momento y superar a un Alaior (17.30 horas) que en casa se encargó en su día de bajar de la nube al Penya Ciutadella y la Unión o de frenar al Sami.

Lea la noticia completa en la edición impresa del 05 de mayo en Kiosko y Más