0

El Mercadal ofreció una buena impresión en el terreno del Mallorca B, el líder, pero volvió sin puntos en el zurrón. El conjunto de Pere Vadell planteó batalla al grupo de Julián Robles pero al final la calidad del filial bermellón terminó por imponerse en la recta final de un partido que se abrió con una pena máxima al filo del descanso.

Los menorquines aguantaron la fuerte salida del talentoso cuadro mallorquinista equilibrando en cierta manera el dominio de los locales e intentando llegar al portal de Pere en acciones de estrategia. Cuando parecía que se llegaría al descanso con el marcador inicial, una pérdida de balón -protestada por el Mercadal al estimar falta- derivó en un claro penalti de Sergio que sirvió para que Ibrahim rompiera el equilibrio en el marcador.    Al minuto de encajar el tanto, la escuadra de Vadell tuvo la gran oportunidad de lograr la igualada pero el remate de Dalmedo en el interior del área se perdió muy cerca del palo

En la segunda parte, el equipo menorquín asumió riesgos con una defensa más adelantada, jugó más en la parcela de los locales que buscaron el contragolpe o la espalda que la cobertura menorquina dejaba al tener la línea adelantada, con balones para el portento físico de Ibrahim que rondó el gol en dos ocasiones, salvando Pozo un mano a mano muy claro con el ariete. En el tramo final del encuentro, Fortuny tuvo una clara llegada pero dudó en si realizar un pase atrás para un compañero o rematar y el balón se fue al exterior de la red. Aquí se perdieron las opciones del Mercadal pues poco después en un gran contraataque, Martín batió a Pozo para cerrar el partido para refrendar el liderato del Mallorca B. Buenas sensaciones pero mal resultado para el Mercadal que este próximo miércoles recibe al Llosetense que dirige el veterano Nico López con la necesidad de sumar los tres puntos.