Formación española presente en Grecia, con Josep Alzina, primero arriba a la derecha, en sus filas | J.A.

0

El CDS Castellón Asorcas en el que milita el exjugador de Atlètic Ciutadella o Penya Ciutadella de la Regional Preferente, Josep Alzina, ha regresado ya a España y lo ha hecho con un sabor un tanto agridulce, pese a haber terminado como flamantes sextos clasificados en la Liga Europea de Campeones de fútbol para sordos, la llamada DCL-Deaf Champions League. Una Champions League que era la primera que disputaba el jugador menorquín.

En los dos partidos definitivos de la fase europea para el campeón español, jugándose del quinto al octavo puesto finales, el cuadro de Alzina primero venció por 3-0 a los anfitriones del ASKNBDE Patras (Grecia) y después perdieron finalmente frente al conjunto inglés Washington DFC por 2-6.

Destacar el trofeo ‘Fair Play’ (Juego Limpio) obtenido por el club castellonense, gracias a su menor número de tarjetas amarillas/rojas y buena conducta demostrada por el equipo en el torneo.

Alzina, «muy satisfecho»

Josep Alzina vivió las dos caras del deporte en Grecia ya que tan solo pudo disputar tres encuentros de la Champions League por una lesión pero eso sí, pudo contribuir con dos goles para las arcas del Castellón. Una patada en el talón de su pie le dejó fuera de combate al final. «De experiencia muy bien, era la primera vez que jugaba la Champions League. Somos sextos de Europa y esperemos que en el 2023, que toca jugar en Polonia, podamos ganar», señala Alzina.