La cantante Ana Torroja protagonizará uno de los conciertos del festival

Las instalaciones del Llatzeret se convertirán en el momento más intenso de la temporada turística, del 28 de julio al 6 de agosto, en un repaso a una parte de la historia musicial española e internacional, con conciertos protagonizados por artistas de gran renombre en décadas recientes. En un maridaje entre música y gastronomía, el denominado Lazareto Music & Gastro Festival contará además con la presencia de cocineros de primer nivel como Paco Roncero, especializado en cocina de vanguardia poseedor de dos estrellas Michelin, y Diego Guerrero, también con dos estrellas Michelin, que presentarán sus nuevas propuestas para los paladares de los asistentes. El festival se presenta por parte de sus promotores como una «experiencia única donde música, gastronomía y ocio sostenible se unen».

El cartel del festival incluye diez conciertos. Incluye nombres muy conocidos, tanto actuales como especialmente recordados por las personas que pertenecen a generaciones con una cierta edad ya, del panorama musical español como Ana Torroja, quien fuera cantante de Mecano, Los Secretos, Nacha Pop, Antonio Carmona junto a Juanito Macandé, y Taburete de la mano de David Otero.

Escuchar, bailar, recordar

En cuanto al panorama internacional, estarán en el islote del puerto de Maó la formación británica UB40 (seguro que a muchos les suena su hit «Red red wine»), los incombustible discotequeros Kool & The Gang, Dire Straits Legacy, que rememora los éxitos de la banda de Mark Knopfler, el famoso violinista Ara Malikian que hace poco llenó varias veces el Teatre Principal, el grupo de danza y percusión Mayumaná.

Los pormenores del festival se darán a conocer en una presentación que tendrá lugar el jueves de la semana que viene en las mismas instalaciones del Llatzeret. El evento cuenta con el apoyo del Consell y el Ayuntamiento de Maó. El vídeo promocional del evento ya se está moviendo por las redes sociales, y pone el acento en la experiencia única que supone disfrutar de la gastronomía de vanguardia y una parte importante de la historia de la música en un paraje como Menorca, y en concreto el puerto de Maó.