Ciutadella. Los tomos del archivo fechados desde 1950 se han escaneado

TW
0

El Ministerio de Justicia finaliza la digitalización de los archivos de Ciutadella desde los años 50 y empieza con el escaneado de los libros del distrito de Maó

Laura Bañón Ciutadella
La obtención de los certificados del Registro Civil será a partir de ahora más fácil. El Ministerio de Justicia ha finalizado la digitalización de los archivos del Registro Civil de Ciutadella, lo que permitirá evitar las colas de espera y agilizar la entrega de una copia impresa del original.

El Registro Civil de Ciutadella depende del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1, cuya titular, Carmen Castillo, es la jueza responsable. Las dependencias, ubicadas en el edificio judicial de Ciutadella ubicado en la calle República Argentina, cuentan con libros y tomos que almacenan los datos civiles de la población de Ciutadella desde finales del siglo XIX. El escaneado se ha realizado sobre los datos que se disponen a partir de los años 50 hasta el 29 de noviembre de 2004, momento en que las inscripciones empezaron a realizarse mediante ordenador con un sistema informático.

Con el uso de escáneres de elevada potencia, el Ministerio de Justicia ha digitalizado uno a uno los libros del Registro Civil de Ciutadella para crear una importante base de datos digital.

En este archivo figuran las inscripciones, por secciones, de los nacimientos, las defunciones, los matrimonios, las tutelas y las representaciones legales del municipio. La empresa que realiza la digitalización se desplazará en breve a Maó para realizar el mismo trabajo que se ha ultimado en Ciutadella. De hecho, se trata de un proyecto que beneficiará a los Registros Civiles de Balears y de gran parte del Estado.

Según informa el Tribunal Superior de Justicia de Balears, una vez se hayan escaneado todos los archivos del Registro Civil en Menorca, el Ministerio de Justicia ofrecerá un curso a los funcionarios del departamento para introducirlos en el funcionamiento del sistema informático.

De las colas a una simple impresión
Con el sistema antiguo, las oficinas del Registro Civil se encontraban colapsadas y con largas colas de espera. Para obtener un certificado, los funcionarios debían acudir a los archivos hasta encontrar el nombre y la fecha del usuario, realizar una fotocopia y compulsarla. La digitalización del sistema permitirá que los funcionarios puedan obtener un certificado compulsado con una simple impresión directamente desde el ordenador.