0

La diputada del PSIB-PSOE Cristina Rita ha criticado este lunes que el Gobierno balear todavía no haya aprobado la orden de aplicación del Tratamiento Integrado de Lenguas (TIL) a pesar de que, según ha apuntado, «sabían que debían hacerla desde el mes de septiembre».

«Esto significa que los centros volverán a ir retrasados, que tendrán dificultades para adaptar sus proyectos a esta orden», ha añadido.

En relación al contenido de la orden, Rita ha recordado que ha sido criticada por los profesionales educativo, así como por la Asociación de Directores y la Asociación de Inspectores. «Han denunciado que se trata de una normativa no consensuada, con muchas carencias, que provocará hacer modificaciones reglamentarias por la descoordinación entre la normativa autonómica y la estatal», ha indicado.

La diputada menorquina ha considerado que la falta de consenso queda acreditada por el hecho de que el Consejo Consultivo aprobase un dictamen positivo con cinco votos a favor y cinco en contra, tan sólo gracias al voto de calidad de su presidente.

«Es una orden que vuelve a imponer la ideología de José Ramón Bauzá y de los actuales gestores de la Consejería, que no servirá para que el alumnado aprenda más inglés, ha remarcado.

Rita también ha lamentado que si la orden recoge parte de las advertencias del Consejo Consultivo «son aquellas más técnicas, pero no entra en el fondo. «No soluciona la formación de profesorado, ni el equilibrio de lenguas», ha apuntado.

Consenso y diálogo

Asimismo, la diputada ha recalcado que, a la inexistencia de consenso, se ha de sumar la «incompetencia» de la Consejería en la tramitación administrativa que ha llevado a su aprobación en el límite cronológico, de manera que los centros se deberán adaptar antes del 15 de junio.

En esta línea, ha subrayado que el Grupo Socialista llevará mañana martes al Pleno del Parlamento balear una moción sobre la enseñanza y el aprendizaje de lenguas extrajeras que incluyen iniciativas para la formación del profesorado y para mejorar las Escuelas Oficiales de Idiomas además de garantizar que las innovaciones en materia lingüística no supongan una rebaja en la calidad del sistema educativo. El PSIB-PSOE reclama también consenso y diálogo entre los diferentes sectores del mundo educativo.