0

El Consell de Govern ha autorizado este viernes a la Conselleria de Familia y Servicios Sociales a firmar los convenios para el reparto de 9 millones de euros entre los ayuntamientos de las islas correspondientes al Programa de Prestaciones Básicas de Servicios Sociales (PPB).

Por islas, los consistorios de Mallorca recibirán 7,1 millones; los de Menorca 892.179 euros; los de Ibiza 879.320 euros, y Formentera, 71.207 euros.

Los objetivos que se pretenden con estas ayudas que distribuyen los ayuntamientos son proporcionar a la ciudadanía servicios sociales adecuados que permitan dar cobertura a sus necesidades básicas y dotar de apoyo económico y asistencia técnica a las corporaciones locales para el desarrollo de sus competencias.

También se pretende consolidar y ampliar la red básica de servicios sociales municipales para desarrollar las prestaciones de servicios de atención primaria, como la ayuda a domicilio o la teleasistencia.

Además, se incluyen dentro de este programa los servicios de alojamiento alternativo, los comedores sociales, las actuaciones de prevención e inserción social o las ayudas de urgencia social, así como una serie de acciones dirigidas a las familias en situación de riesgo, como el apoyo a las familias monoparentales, el fomento de la capacitación parental, la prevención de comportamientos violentos en menores o la intervención en crisis familiares, entre otros.

Estos 9 millones de euros suponen unincremento de 51.100 euros respecto a 2013.

La distribución de la dotación global entre islas, según aprobó en mayo la Conferencia Sectorial de Servicios Sociales, se hace según el criterio poblacional (50 %) y los programas que llevan a cabo los municipios para dar cobertura a las prestaciones básicas (50 %).

El Govern destaca que el presupuesto destinado a garantizar las prestaciones básicas fue en 2011 de 3,7 millones, por lo que este año se ha incrementado en un 142 %.